Pistas

Disfrutar de la Champions sin sobresaltos

Lonely Planet edita una guía de consejos para evitar abusos en la capital italiana.

Disfrutar de la Champions sin sobresaltos
Disfrutar de la Champions sin sobresaltos

Tras la Copa del Rey y la Liga, el FC Barcelona podría convertirse en el primer club en alcanzar tal gesta en una sola temporada. Roma, la ciudad que acogerá mañana miércoles la final de la Champions League 2009, se convertirá, a buen seguro, en un rincón de Cataluña, vestida de azul grana y repleta de aficionados del Barça clamando por una victoria del club barcelonés. La editorial Lonely Planet acaba de lanzar una Guía práctica para seguir a tu equipo y gastar menos, en la que ofrece precios detallados de artículos que se pueden adquirir en la capital italiana, así como fórmulas para ahorrar en estancias y un breve recopilatorio de frases para hacer amigos en mitad del partido.

La guía, denominada Roma, de cerca o de lejos, explica que por una porción de pizza nadie debería pagar más de dos a 3,5 euros, ni más de 1,5 por una botella de agua o 10 euros por una carrera de 10 minutos en taxi. Los editores de Lonely Planet aseguran que la crisis económica ha provocado una caída del 28% de turistas en Roma durante el pasado año, por lo que los visitantes pueden llegar a negociar su alojamiento. De hecho, aunque sostienen que la capital de Italia todavía sigue siendo cara para dormir, cada vez resulta más habitual contratar el servicio Bed & Breakfast, un pack de cama y desayuno en lugares más familiares que el hotel.

No obstante, entre los primeros consejos que ofrece la guía, destacan pequeñas situaciones que no hay que descuidar si se desea tener un partido sin sobresaltos. Recomiendan, por ejemplo, "no hacer caso de los cazacomisiones que rodean los exteriores de la estación" (generalmente, los turistas suelen llegar en tren desde los aeropuertos) si llega a la ciudad sin reserva hotelera. "Ellos dirán que son agentes autorizados", explican en la guía, "pero lo más probable es que se acabe en algún tugurio". Mejor será hacer la reserva por teléfono, porque incluso puede encontrar alguna ganga de última hora.

La publicación advierte a los viajeros de los 'cazacomisiones' que rodean las estaciones

Como transporte, se inclinan por hacer los recorridos a pie por la belleza de las calles y el desaconsejable metro, aunque bien es cierto que patear Roma requiere de mucho ánimo y un buen calzado. Si necesita trasladarse desde Fiumicino, ni lo piense. Los taxis son muy caros, en cambio el Leonardo Express le deja en 30 minutos en el centro de la ciudad y el precio es sólo de 11 euros. Si vuela con Easyjet, Ryanair, Vueling o Clickair probablemente aterrizará en Ciampino, por lo que debe llegar dos horas antes de la salida del vuelo.

La final de la Champions League entre el Barça y el Manchester comenzará a las 20:45, y aunque la retransmite TVE, siempre resultará más apasionante en vivo y en directo. Para llegar al estadio, podrá coger el transporte gratuito que sale desde Villa Borghese. Si le sobra algo de tiempo -la cola suele ser de horas- pero tiene que elegir entre todas las maravillas de Roma, la guía recomienda o bien visitar el espectacular Coliseo, de 8:30 a 19:15 horas, por 12 euros, o recorrer los callejones del Trastevere.

Y para comer, mejor que la porción de pizza, puede darse un gusto a pocas manzanas del Coliseo, en la calle Vía Celimontara 21b, de 12:00 a 15:00 horas, o de 18:00 a 22:00 horas, un local con bóveda en forma de estrella y más de 250 marcas de vino. En la calle, beber alcohol o cualquier líquido en envase de vidrio quedará prohibido a 200 kilómetros a la redonda del centro histórico. No sólo el día del partido. Desde hoy hasta el jueves, nadie podrá emborracharse en las calles para evitar disturbios entre los seguidores.

¿Cómo fardar en el partido hablando sobre el torneo?

Mejor que referirse a su equipo, quizá sea menos polémico hablar de un torneo que lleva celebrándose desde 1955 por sugerencia de un director de periódico -Gabriel Hanot, del francés L'Equipe- en respuesta a la prensa británica que por aquel entonces catalogaba al Wolverhamton Wanderers como el equipo campeón del mundo. Posteriormente, sería Gran Bretaña el país con más clubes que han ganado esta liga (el Manchester lo ha hecho el año pasado en Múnich, en 1999 y 1968, también lo han conseguido el Liverpool, el Nottingham Forest y el Aston Villa). El Barcelona, por su parte, la ganó en 2006 y en 1992. Un jugador de este club, el argentino Lionel Messi, es el máximo anotador de esta temporada de Champions con 8 goles, superando a Thierry Henry, el delantero Berbatov del Manchester, además de a Rooney y Ronaldo. El partido se presenta emocionante y su encuentro puede emular al de hace algo más de una década (1998-1999), cuando ambos equipos se enfrentaron en la fase de grupos y obtuvieron dos memorables empates a tres goles. El Manchester finalmente terminaría ganando ese año la copa. El Barça hará promoción de Unicef en sus camisetas.

Frases para compartir el partido

ANTES DE EMPEZAR Los italianos comparten la misma cordialidad que los españoles y entablar una conversación resulta más que fácil por la similitud de la lengua (el sí y el no es igual que en español). Sin embargo, si quiere conquistar a este pueblo basta con no olvidar alguna sencillas palabras. Buongiorno (hola), grazie (gracias), per favore (por favor) ó Cuent§e (¿cuánto cuesta?) o frases tan útiles como Dov§é un albergo económico? (¿Dónde puedo encontrar un alojamiento económico?).

EN EL PARTIDO Si es de fútbol, no renuncie a lo típico. Per cuale squadra tifi? (¿Cuál es tu equipo?); Tifo per (yo soy del...). Grite Rete! (gol) si marca su equipo y Fuorigioco si ha sido un fuera de juego. La guía aventura una buena posición para los cules, ya que entre sus frases destaca el Il Barça é Campione de§Europa y Guardiola guarda il suo orologio (Guardiola mira el reloj). No se hace mención a que gane el mejor.