Resultados

Iberdrola: "Cerraremos 2009 con un beneficio ordinario similar o superior al de 2008"

El presidente de Iberdrola, Ignacio Sánchez Galán, ha asegurado que la compañía cerrará 2009 con un beneficio ordinario similar o superior al de 2008. La compañía ganó un 34% menos en el primer trimestre por la caída del negocio en España.

Ignacio Galán, presidente ejecutivo de Iberdrola.
Ignacio Galán, presidente ejecutivo de Iberdrola.

Respecto a 2010, Sánchez Galán reconoció que en el "peor de los escenarios", recortan en un 10% su previsión de lograr ese año un beneficio neto de 3.500 millones de euros. Entre los activos a vender, el presidente de Iberdrola menciono edificios en renta y activos de gas que no encajan en el modelo de negocio eléctrico de la compañía.

"El Ebitda -beneficio bruto de explotación- tendrá un crecimiento importante, mientras que el beneficio ordinario será similar o ligeramente superior al de 2008", aseveró Sánchez Galán durante la presentación ante analista de los resultados de la compañía en el primer trimestre.

Redujo un 34% los beneficios hasta marzo

IBERDROLA 11,18 1,31%

Iberdrola ganó entre enero y marzo 793 millones de euros, el 34,1% menos que en el mismo periodo de 2008, debido principalmente a la caída del negocio en España y a los menores extraordinarios. El resultado ha sido mejor de lo previsto por los analistas. Los analistas consultados por Reuters esperaban unas ganancias de 732 millones de euros

Iberdrola obtuvo el año pasado unos extraordinarios de 535,9 millones de euros por la venta de activos. De no tenerse en cuenta las plusvalías obtenidas en el primer trimestre de 2008, el beneficio ordinario de Iberdrola habría crecido el 0,4%, en tanto que le recorte del neto sería del 2,7%, informó hoy la empresa en un comunicado.

La eléctrica, que en todo el mundo facturó 7.642,5 millones, el 21,3% más, destacó que su diversificación geográfica y de negocio le ha permitido incrementar el resultado bruto de explotación (Ebitda) del grupo en un 9%, hasta los 1.952 millones de euros, una cifra superior a los 1.876 millones de euros que esperaban, de media, los analistas.

Descenso de la demanda

Iberdrola atribuyó el descenso del negocio en España a la caída del 7,5% de la demanda y a los menores precios del mercado eléctrico (pool), con un descenso del 34%.

También influyó el mayor coste de financiación debido al déficit de tarifa, que en el caso de Iberdrola ascendía a 2.635 millones de euros pendientes de cobro a cierre de 2008, y a las incertidumbres regulatorias.

Para la compañía, la aportación del área internacional, fundamentalmente de Reino Unido y Estados Unidos, tanto de la actividad tradicional como de renovables, fue "clave" para mantener la fortaleza del negocio en unas circunstancias económicas adversas.

Por áreas geográficas, España arrojó un Ebitda de 589,2 millones de euros, cifra que supone un descenso del 6,4% respecto a los tres primeros meses de 2008 y que representa el 30% del total.

En Latinoamérica, el resultado bruto de explotación bajó un 10,7%, hasta los 187,8 millones de euros, por la caída de la demanda, la devaluación de las divisas y la revisión tarifaria.

El Ebitda de ScottishPower, filial británica integrada en Iberdrola en 2007, aumentó el 4,4%, hasta los 529,3 millones de euros, en tanto que la estadounidense Energy East, con la que consolida desde octubre de 2008, aportó un resultado bruto operativo de 228,1 millones de euros.

Renovables ganó un 10,2% menos

Por su parte, Iberdrola Renovables, su filial de energías "limpias", ganó hasta marzo 113,6 millones de euros, el 10,2% menos, por los bajos precios del pool.

Respecto al déficit de tarifa, que surge cuando los ingresos por las tarifas son insuficientes para cubrir los costes del sistema eléctrico y que a cierre de 2008 superaba los 14.000 millones, Iberdrola confió en que el Estado se haga cargo "en el tiempo más breve posible de la cuantía que adeuda" a las eléctricas.

"De este modo, se podrían reducir las incertidumbres regulatorias e incentivar las inversiones, lo que permitiría a Iberdrola seguir siendo un motor económico y contribuir a hacer frente a la crisis", añade el comunicado.

Por otra parte, la eléctrica destacó que, pese a la situación en España, su fortaleza internacional le ha permitido aumentar su producción en un 4 por ciento, hasta los 36.845 millones de kilovatios hora (KWh), de los que más de la mitad fueron generados en el exterior.

Añadió que la liquidez del grupo supera los 9.100 millones de euros, tras reforzarse con las emisiones de bonos realizadas en el extranjero por valor de 5.000 millones de euros.