Incremento

Trichet da una tregua en la subida de los tipos tras colocarlos en el 4,25%

El Banco Central Europeo subió ayer los tipos de interés en la zona euro al 4,25%. Es el primer ascenso desde junio de 2007 y el nivel más alto en siete años. El presidente del BCE, Jean-Claude Trichet, reconoció que 'no tiene planes preconcebidos respecto a la política monetaria', insinuando que no habrá más subidas en los próximos meses.

Trichet da una tregua en la subida de los tipos tras colocarlos en el 4,25%
Trichet da una tregua en la subida de los tipos tras colocarlos en el 4,25%

No hubo sorpresas. El presidente del Banco Central Europeo (BCE), Jean-Claude Trichet, cumplió la amenaza formulada hace un mes y anunció una subida de los tipos de interés en la zona euro de 0,25 puntos. Es la primera vez que el banco que preside Jean-Claude Trichet aprueba un incremento desde junio de 2007, fecha desde la que habían permanecido inalterables en el 4%. Todo lo contrario que la Reserva Federal de EE UU, que desde que surgió la crisis de las hipotecas de alto riesgo ha rebajado hasta en siete ocasiones sus tipos, hasta el 2% actual.

Presionado por la inflación, que se ha situado en la zona euro en el 4%, muy lejos del nivel del 2% recomendado por la propia institución, y por la escalada sin precedentes del precio del petróleo, que se encamina sin mayores problemas hacia los 150 dólares por barril, el Consejo de Gobierno del BCE tomó ayer por unanimidad la decisión de subir tipos para evitar espirales inflacionistas y que la subida de precios se traslade a los salarios.

Trichet subrayó que la decisión adoptada ayer contribuirá a lograr el objetivo de estabilidad de precios. 'Comenzando desde aquí no tenemos planes preconcebidos respecto a la política monetaria. No tenemos compromiso previo en el medio plazo', señaló. Esa frase encierra una rebaja en el tono agresivo que había mostrado el presidente del BCE en los últimos meses. Si en sus anteriores comparecencias utilizaba las expresiones 'estrecha vigilancia' o 'alerta elevada' para advertir sobre una posible subida de tipos a corto plazo, Trichet no las pronunció en todo su discurso. 'Continuaremos vigilando muy de cerca todos los acontecimientos en el periodo por delante', puntualizó.

Trichet subrayó la independencia de la entidad 'frente a aquellos que dan consejos' y que su política monetaria está dirigida a todos los países de la zona euro y a 320 millones de habitantes, en alusión a los comentarios realizados por algunos dirigentes, como el presidente José Luis Rodríguez Zapatero o el máximo mandatario francés, Nicolas Sarkozy, reclamándole cautela y responsabilidad. 'La subida de tipos responde a la existencia de presiones inflacionistas a medio plazo y a que 320 millones de habitantes piden a la entidad que proporcione estabilidad de precios a medio plazo', señaló.

Los mercados reaccionaron con rapidez a la decisión del BCE. El euro experimentó el mayor retroceso en tres semanas frente al dólar y el barril de petróleo cayó dos dólares tras alcanzar un nuevo máximo (146 dólares), aunque pocas horas después recuperó ese nivel.

Los analistas estimaron que la rebaja en el tono de Trichet implica que no habrá más movimientos a lo largo de este año, aunque eso no asegura que se puedan producir más subidas en el medio plazo. 'Dependerá de lo que ocurra con la inflación y sobre todo con las expectativas de precios', señaló Darío Perkins, economista para Europa de ABN Amro.

Y esas cautelas también las expresó ayer Trichet, quién advirtió que las tasas de inflación seguirán subiendo significativamente. 'Se espera que sigan claramente por encima de los niveles que son coherentes con la estabilidad de precios', apuntó. Pese a ello descartó que vayan a tener un impacto sobre el crecimiento económico de la zona euro. 'La información disponible sigue generalmente en línea con nuestras expectativas de un crecimiento sostenido y moderado. Mirando hacia el futuro, tanto la demanda doméstica y extranjera apoyarán al crecimiento real del PIB en la zona euro en 2008, aunque en menor medida que en 2007', apuntó.

La opinión de los analistas

Xavier Segura.Caixa Catalunya

El jefe del servicio de estudios de Caixa Catalunya, Xavier Segura, prevé que pueda haber otra subida de tipos en lo que queda de año. 'Ahora habrá un receso, a la espera de ver como evoluciona el crecimiento y si se normalizan los mercados de crédito', señala. A su juicio, el crudo es el factor que determinará la política del BCE a corto plazo. 'Existen demasiadas incógnitas para pronosticar cuál puede ser su techo', apunta Segura, quién prevé que la inflación repuntará hasta agosto y que a partir de esa fecha 'lo esperable es que se frene'.

Maite Ledo. BBVA

A juicio de Maite Ledo, economista jefe de Europa y Escenarios Financieros del Servicio de Estudios del BBVA, no se deberían producir más movimientos de tipos de interés al alza. 'Los riesgos de inflación al alza están relativamente acotados, la evidencia de efectos de segunda ronda es escasa y las expectativas de inflación a medio plazo permanecen bien ancladas', apunta.

Ledo prevé que la inflación en la zona euro cerrará 2008 cerca del 3,6%, 'ello suponiendo que se produzca una moderación del precio del petróleo.

Manuel Colinas. Instituto de Estudios Económicos

Manuel Colinas, responsable del área de Finanzas Corporativas del Instituto de Estudios Económicos, reconoce que la decisión 'refuerza la credibilidad del banco como garante de la inflación', aunque puede resultar contraproducente. 'Con una subida del precio del dinero, el dólar se devalúa, el euro se aprecia y el precio del petróleo seguirá subiendo por las mayores expectativas de negocio', dijo. El excesivo celo del BCE con la inflación está provocando, según Colinas, caídas en el crecimiento de países como Dinamarca o Irlanda.

Pablo Guijarro. AFI

'Lo más importante del mensaje de Trichet es que rebaja la agresividad de sus anteriores discursos'. Para Pablo Guijarro, consultor de Analistas Financieros Internacionales, el mensaje enviado por Trichet ha querido dejar claro que con esta subida se cumplen los objetivos de estabilidad fijados por el BCE. De hecho estima que el precio del dinero se mantendrá en el 4,25% al menos en un periodo de entre 12 y 18 meses. Guijarro no descarta bajadas, aunque éstas, a su juicio, sólo se producirán en un contexto de 'crecimientos muy débiles'.

Juan José De Lucio. Cámaras de Comercio

El director del servicio de estudio de las Cámaras de Comercio, Juan José Lucio, anticipa un escenario económico complejo hasta finales de año, 'con unos tipos de interés y una inflación al alza'. Y uno de los grandes responsables será el petróleo que, a su juicio, puede alcanzar en breve los 150 dólares. 'Existe un fuerte componente especulativo en el crudo. Entre un 25% y un 75% del alza experimentada por el barril no responde a las condiciones del mercado', señala. De Lucio cree que la inflación en la zona euro superará el 4% a finales de año.