Aerolíneas

La patronal de aerolíneas cifra las pérdidas para este año en 2.310 millones

Pérdidas de más de 2.310 millones en 2006, un 36% más de lo que fijaban las previsiones en marzo. El sector aéreo mundial sufre las subidas en el precio del petróleo, según la IATA. Las aerolíneas no han sido rentables desde el atentado del 11-S.

Las pérdidas de las aerolíneas mundiales durante 2006 podrían alcanzar los 3.000 millones de dólares (2.310 millones de euros), un 36% más que lo previsto en marzo por la International Air Transport Association (IATA). El aumento del tráfico aéreo no puede remediar los malos resultados derivados del alza del crudo.

La subida de los precios del petróleo está superando los beneficios del crecimiento económico y la subida de los precios de los billetes, según estimó la IATA ayer en su asamblea general anual en París. Esta asociación aglutina a 265 aerolíneas en todo el mundo, que representan el 94% del tráfico aéreo programado.

'Es sorprendente que nuestras previsiones no sean peores de lo que son', afirmó Brian Pearce, economista jefe de la Asociación. Estos malos resultados se suman a los 2.473 millones que perdió el sector en 2005. El gasto en carburante aumentará más del 20% sólo este año. Las aerolíneas emplearán a este gasto 112 millones de dólares (86,4 millones de euros) en 2006, frente a los 91 millones de dólares de 2005.

El director general de la IATA, Giovanni Bisignani, ofreció una lectura optimista de las cifras. 'A pesar de que el precio del carburante sigue subiendo, los beneficios de las compañías no han variado', afirmó Bisignani, que agregó que esto supone que se ha trabajado con 'un mejor control del gasto y una mayor productividad'.

En conjunto, los miembros de la asociación no han sido rentables desde 2000, año en que ganaron 3.700 millones de dólares (2.856 millones de euros). Las compañías han perdido 43.600 millones de dólares (33.642 millones de euros) entre 2001 y 2005, según IATA, debido a los atentados del 11 de septiembre de 2001, el síndrome respiratorio agudo severo, el exceso de capacidad y el aumento de los precios del combustible.

Las pérdidas se concentran esencialmente en las aerolíneas de Norteamérica (4.012 millones) y en las de África (694 millones). Las compañías siguen registrando buenos resultados en otras zonas del globo, como en Europa (1.000 millones de euros de beneficios) o Extremo Oriente y Pacífico (1.311 millones) , aunque menores que el ejercicio pasado. Según Bisignani, los tres grandes progresos del mercado aéreo se resumen en 'la seguridad, la simplificación del negocio y el medio ambiente'. En el primer capítulo, la IATA destacó que la tasa de accidentes en 2005 fue la menor de la historia, con un accidente por cada 1.300.000 vuelos. El director de la organización señaló que 'no se puede tolerar que algunos gobiernos no se tomen en serio la seguridad aérea'.

Destacó que las aerolíneas redujeron las emisiones contaminantes y que se están realizando 'importantes inversiones en tecnología' para que el transporte aéreo sea menos contaminante.

Barrot advierte que no ahorren en seguridad

El vicepresidente de la Comisión Europea y responsable de Transportes, Jacques Barrot, advirtió ayer a las compañías aéreas de que la 'competitividad no se puede jugar en el terreno de la seguridad'. En ese ámbito, 'no hay que reducir costes', estimó Barrot.

Barrot reconoció ayer en la Asamblea general de la IATA que el sector es 'vulnerable' a distintos acontecimientos externos y que por eso, el Ejecutivo de la UE es 'sensible'. Remarcó que la Comisión esta impulsando la creación de un espacio aéreo común con los países vecinos de la UE.

El comisario manifestó que la apertura del mercado debe venir con una mejor regulación para responder a las necesidades en materia de medio ambiente, seguridad, derechos de los pasajeros y lucha contra la saturación del cielo y aeropuertos.