Inmobiliaria

Rivero ve difícil una opa sobre el 100% de Metrovacesa

Lanzar una opa por el 100% de Metrovacesa supondría el pago de 14.000 millones de euros, estimó ayer el presidente de Metrovacesa, Joaquín Rivero. La operación incluiría la compra del 30% de la francesa Gecina que todavía no controla la empresa española y 3.000 millones de euros a entidades crediticias.

Joaquín Rivero ve poco probable la posibilidad del lanzamiento de una opa por el 100% de la compañía dado el alto volumen de inversión que supondría la operación. 'Si alguien tiene en torno a 14.000 millones de euros puede hacerlo', dijo ayer el presidente de Metrovacesa.

Joaquín Rivero y Bautista Soler (primer accionista del Valencia CF y accionista de Metrovacesa) presentaron el viernes ante la CNMV una oferta de compra por el 26% del capital a un precio de 80 euros por acción (2.117,17 millones). Esta opa supera a la de la familia Sanahuja (con el 24% de Metrovacesa), lanzada a principios de marzo por el 20% y en la que ofrecían 78,1 euros por acción (1.590 millones). Si los Sanahuja quisieran superar la contraopa de Rivero y Soler, deberían ahora lanzar una opa por el 100% de la compañía; por ley están obligados a presentar una nueva oferta por, al menos, el mismo porcentaje que la anterior, con lo que se elevaría su participación por encima de los límites establecidos a partir de los cuales la opa debe ser por la totalidad. La CNMV todavía no ha aprobado ninguna de las dos.

El presidente de Metrovacesa, que ofreció ayer una rueda de prensa en Madrid junto con Bautista Soler, indicó que una opa por el 100% de la compañía acarrearía la compra de cerca del 30% de la francesa Gecina que todavía no controla la inmobiliaria española y que él mismo preside en la actualidad. Metrovacesa -cuyo valor en Bolsa, al cierre de ayer, era de 7.786,7 millones- adquirió el pasado año el 68,5% del grupo francés, por 3.804 millones.

METROVACESA 5,95 -3,57%

Además, indicó Joaquín Rivero, la operación obligaría al pago de 3.000 millones de euros por 'cláusulas de control' firmadas con entidades financieras que han avalado créditos a la compañía en caso de cambio en el control de la empresa. Fuentes de Metrovacesa apuntaron que la compra de Gecina supuso para la compañía española el pago de cláusulas similares.

'Es una contraopa defensiva contra una oferta en la que una sola familia quiere controlar todo el capital' describió ayer Rivero la oferta lanzada junto con Soler el viernes. El presidente de Metrovacesa aseguró ayer que su objetivo, compartido con Bautista Soler, es que nadie posea más del 10% de la compañía. 'Todavía no hemos pensado si lo haríamos a través de una OPV o no' añadió, e indicó que aguardarán a la aprobación de la nueva ley de opas, 'que podría ser este mes' para estudiar las posibilidades.

Rivero y Soler evitaron ayer durante la rueda de prensa en dos ocasiones explicar qué garantías habían presentado para lograr el aval de 2.117,1 millones de euros concedido por Morgan Stanley, Royal Bank of Scotland, Natexis Banques Populaires y Banco Pastor. Finalmente Bautista Soler afirmó que habían pignorado sus acciones en Metrovacesa: 'Nuestras acciones están totalmente pignoradas', dijo. Rivero precisó que 'tenían pensado' hacerlo y que supondría la puesta en prenda de 13 millones de títulos por un valor cercano a los 1.000 millones.

Críticas al negocio de Rivero en otra inmobiliaria

Joaquín Rivero no ha informado al consejo de administración de Metrovacesa sobre su negocio en la compañía inmobiliaria Vértices del Puerto, en la que figura como administrador único en las cuentas de esta empresa del año 2004, las últimas que aparecen en el Registro Mercantil. Vértices del Puerto se constituyó en 1993, en Madrid, y tiene como objeto la actividad de cualquier compañía inmobiliaria. Según la ley de sociedades anónimas (artículo 127 ter) 'los administradores deberán comunicar la participación que tuvieran en el capital de una sociedad con el mismo, análogo o complementario género de actividad al que constituya el objeto social'. El artículo añade que dicha información 'se incluirá en la memoria'. Sin embargo, en la memoria de Metrovacesa y en los informes de gobierno corporativo de la compañía de los dos últimos años no aparece la participación de Rivero en Vértices del Puerto. El grupo Sánchez-Ramade informó el pasado mes de febrero, a través de una nota de prensa, haber 'alcanzado un acuerdo previo con la sociedad Vértices del Puerto para la adquisición de los terrenos que esta compañía posee en Puerto Sherry, en el término municipal de El Puerto de Santa María (Cádiz)'. El grupo indicaba que al materializarse el acuerdo 'pagará un importe de 166 millones de euros por los terrenos adquiridos'.

Fuentes del consejo de Metrovacesa han mostrado su malestar por este hecho y la política de información de la compañía. Al término de la rueda de prensa celebrada ayer en Madrid por Rivero y Soler, el presidente de Metrovacesa fue preguntado por su presencia en Vértices del Puerto. Rivero restó importancia a su participación en la inmobiliaria. Un portavoz de Metrovacesa mostró ayer su impresión de que realmente Rivero no tiene obligación de informar sobre sus negocios particulares. Y añadió su presentimiento de que si realmente tuviera que hacerlo, el consejo habría sido informado debidamente.