Retribuciones

Salarios médicos con un plus autonómico

La retribución al personal sanitario es una de las partidas más grandes de los presupuestos de la sanidad pública, aglutinando cerca del 4% del total. Además, no ha parado de crecer desde que en 2002 se transfiera la competencia sanitaria a todas las comunidades, provocando grandes diferencias salariales entre las comunidades.

Sin embargo, el colectivo médico se queja de que sus salarios han crecido este año un 2%, por debajo de la inflación real, si bien, con ello sólo se refieren a la parte fija de su salario y no a toda la larga lista de complementos que se suman a la base salarial.

Las críticas de los médicos contrastan con los recientes informes técnicos del Consejo de Política Fiscal y Financiera, elaborados para la Conferencia de Presidentes se septiembre en donde se abordó la mejora de la financiación sanitaria. En uno de estos informes oficiales se señala que el crecimiento de las retribuciones es 'insostenible' para el Sistema de Nacional de Salud y puede provocar una 'espiral inflacionista' y elevar más la deuda sanitaria contraída por las comunidades.

El salario médico tiene una doble partida, la parte básica y la complementaria, que supone un 60% del sueldo total en cada una de las regiones. Después, cada Ejecutivo autónomo tiene aprobada una maraña de retribuciones con pluses distintos. Ello genera en el Sistema Nacional de Salud grandes disparidades salariales.

Si se comparan los datos, exceptuando factores variables como productividad y guardias, Cataluña ocupa el último puesto de la lista, con una retribución anual para sus facultativos inferior en 6.000 euros a Galicia, región que mejor paga a sus médicos, según los datos del informe de EuroGalenus para Medical Economics.

Sin embargo, el resultado es el inverso si se observa el total de los ingresos médicos. Afecta enormemente los complementos por productividad, horas extra y destino. Por ejemplo, Navarra paga las horas extras a 19,61 euros en atención especializada. Madrid, Extremadura y Asturias lo hacen a sólo 12,52 euros.

A la cola de la UE

Los médicos españoles critican los bajos salarios que reciben en la sanidad pública, aunque gran parte de ellos trabajan también para la privada. Así, señalan que en comparación con la UE son los que menor sueldo reciben, tan solo por delante de sus homólogos de Lituania, Polonia y Hungría, y muy lejos de países como Reino Unido y Dinamarca.

En estos últimos, las retribuciones se sitúan entre dos veces y media y tres por encima de las de los españoles, aunque después recurran a los facultativos españoles para atender sus sistemas sanitarios, faltos de personal.