Presupuestos 2006

Solbes apuesta por la inversión productiva para crecer

El vicepresidente económico considera que el aumento del precio del petróleo no pondrá en peligro el superávit del 0,2% previsto para el conjunto de las Administraciones públicas

Pedro Solbes presentó ayer en el Congreso los segundos Presupuestos de la actual legislatura, cuyas prioridades descansan en el aumento de la productividad y el reforzamiento de las políticas sociales. El vicepresidente insertó las cuentas del Estado para el año que viene en un contexto económico favorable, pese al riesgo derivado de un posible repunte de los tipos de interés, el comportamiento del sector exterior y el aumento de los precios del petróleo que, en su opinión, no harán peligrar el superávit del 0,2% previsto para el conjunto de las administraciones públicas. Por primera vez en muchos años, el proyecto de ley que ayer entró en la Cámara Baja llega precedido de un amplio respaldo parlamentario que se terminará de perfilar con la negociación de las partidas territorializadas que afectan, sobre todo, a las inversiones dependientes del Ministerio de Fomento.

La apuesta decidida del Gobierno por sentar las bases de un nuevo modelo de crecimiento basado en la inversión productiva tiene fiel reflejo en el aumento superior al 30% de los recursos destinados a investigación y desarrollo, esfuerzo que se complementa con el incremento del 16% de la partida dedicada a educación. El gasto en infraestructuras crecerá más del 12% y sumará en total casi 20.000 millones de euros.

La otra gran prioridad del gasto se centra en la protección social. El Gobierno subirá las pensiones mínimas hasta en un 6,5%, la política sanitaria se verá fortalecida con 1.700 millones adicionales tras el reciente acuerdo alcanzado en la Conferencia de Presidentes, el nuevo plan de vivienda absorberá un 20% más de recursos que en el actual ejercicio y la futura ley de Dependencia empezará a abrirse camino con una dotación de 100 millones de euros. Todas estas iniciativas, sumadas a las de fomento del empleo, los subsidios dependientes de la Seguridad Social y la asistencia a inmigrantes consumirán en 2006 más de 135.000 millones.

Pedro Solbes hizo ayer hincapié en la compatibilidad de estas prioridades con el principio de la ortodoxia presupuestaria. Ello llevará al Gobierno no sólo a respetar las previsiones de superávit de las cuentas públicas establecidas en el objetivo de estabilidad, sino a conseguir una nueva reducción de la deuda pública, hasta situarla el año que viene en el entorno del 43% del Producto Interior Bruto para el total de las administraciones públicas.

El hecho de que el PIB nominal de la economía vaya a crecer un 6,6% y el gasto público lo vaya a hacer en un 7,6%, según las previsiones del Gobierno, ha llevado al PP a calificar estos Presupuestos de expansivos. Solbes considera, por el contrario, que son 'neutrales' porque permitirán afrontar las prioridades del Ejecutivo ya que 'garantizan más inversión y gasto social con menos deuda pública'.

En opinión del vicepresidente, este modelo es viable porque hay una coyuntura saneada, en la que el aumento del precio del crudo no se traslada de forma significativa ni a precios ni a salarios. Las previsiones del Gobierno para 2006 parten de la premisa de que la inflación se comportará mejor que este año, en un contexto en el que se reducirán los costes laborales unitarios, se reducirá la presión de la demanda interna y los ingresos tributarios crecerán en una media cercana al 9%.

REACCIONES

Joan Herrera (IU).Falta más gasto social

El portavoz de IU-Verds considera que son insuficientes los recursos destinados a gasto social, en especial los fondos para sanidad, I+D+I, educación, pensiones e igualdad de género, en los que su grupo espera incrementos significativos mediante la negociación de las correspondientes enmiendas parciales. IU constató la 'profunda preocupación' que le suscita la cuantía y destino de algunas inversiones, en particular las que dependen del Ministerio de Fomento.

J. Puigcercós (ERC).'Buenos para Cataluña'

A juicio del portavoz de Esquerra Republicana de Cataluña, los Presupuestos de 2006 'son un buen punto de partida para Cataluña, sobre todo por el 17,5% de inversión previsto para la comunidad autónoma'. Puigcercós llamó la atención sobre el hecho de que en ejercicios anteriores las cifras de inversión anunciadas luego tuvieron una ejecución por debajo del 30%. En su opinión, estos Presupuestos 'son ejecutables y no son mera propaganda'.

J. A. Durán Lleida(CiU). 'Hay ausencia de reformas

El secretario general de CiU, expresó ayer su rechazo a los Presupuestos Generales para 2006 al considerar que no dan respuesta a los 'retos sociales y económicos del país'. Durán criticó el aumento del gasto, la falta de recursos para política social y 'la ausencia de reformas económicas para atajar la inflación y el déficit exterior'. A su juicio, los Presupuestos incorporan en realidad menos inversiones para Cataluña, en contra 'de la propaganda hecha por Esquerra Republicana'.

'Eduardo Zaplana (PP). 'Agravarán la inflación'

El portavoz del Grupo Popular considera que los Presupuestos presentados ayer en el Congreso han sido elaborados para garantizar la 'supervivencia política' del Gobierno por los apoyos que necesita para aprobarlos. A su juicio, 'no contienen ni una medida' para resolver los problemas 'reales' de España, entre los que citó especialmente la inflación, pues 'el coste de la vida se verá disparado' y es el 'impuesto más injusto'. El PP presentará una enmienda de totalidad.

I. R. Piñero (PSOE). 'Crecimiento más productivo'

La responsable de Economía del PSOE concibe los Presupuestos como instrumento del 'programa de reformas para lograr que España se encamine hacia un crecimiento más productivo'. Al tiempo, cree que con ellos se 'extenderán los beneficios del crecimiento a todos los ciudadanos'. 'No se puede decir que recibimos una excelente herencia económica del Gobierno anterior, como repite el PP, y después estar todo el día hablando de la falta de competitividad', subraya.

CC OO. Pacto más amplio para educación

El sindicato que dirige José María Fidalgo aplaudió ayer el incremento del presupuesto en becas, pero advirtió de que, teniendo en cuenta que en 2006 se va a poner en marcha la Ley Orgánica de Educación, debería incorporarse un acuerdo de financiación de todas las administraciones y no sólo del Ministerio de Educación, pues este organismo sólo controla el 5% del total del gasto público educativo. Las competencias sobre educación están transferidas a las comunidades autónomas.