Campaña de la renta 2004

Las claves para saldar cuentas con Hacienda

Claves para declarar. La campaña de la renta que empieza el próximo lunes estrecha el cerco a los dueños de vivienda. Junto a este nuevo control, llegan más deducciones y la no tributación de rentas como las becas de posgrado. Campaña de la renta 2004Campaña de la renta 2003

Y a ti que te sale, a pagar o a devolver? Esta pregunta tan típica de la cita anual con la declaración de la renta, tiene este año fácil respuesta: lo mismo que el año pasado, céntimo arriba, céntimo abajo. Salvo que los ingresos o la situación personal del contribuyente hayan dado un gran salto desde el año 2003 al 2004, lo pagado en la última declaración es lo que se pagará en esta.

Las rentas obtenidas en 2004 que ahora hay que declarar, las deducciones a las que se tenga derecho y los tipos de gravamen siguen prácticamente igual. Sin embargo, este año aumenta el lógico interés de Hacienda en que nada se le escape y que se traduce en un mayor control sobre la propiedad de inmuebles. Como novedad, Hacienda no sólo quiere saber dónde viven los contribuyentes sino bajo qué circunstancias. Para ello obliga a todos los declarantes a incluir la referencia catastral de la casa en la que residen y a señalar si se está como propietario, como inquilino o bajo otra circunstancia como pueda ser un hijo que vive con sus padres o, al contrario, unos padres mayores con sus hijos y nietos o un hermano en casa de otro, incluso un contribuyente en casa de unos amigos. Esta referencia catastral se obtiene en la red en http://ovc.catastro.minhac.es/ y en el teléfono 902 37 36 35.

El objetivo de Hacienda es 'cazar' a los propietarios de vivienda en alquiler que no declaran estos ingresos. La forma está clara, a través de las declaraciones de sus inquilinos. Se trata de una situación ya en marcha en las comunidades en las que estos años ha existido deducción por alquiler de vivienda, que ahora se generaliza para todos.

Entre los cambios que afectan al bolsillo, la no tributación de las becas para estudios de licenciatura y niveles inferiores se amplía a las concedidas para estudios de posgrado y a las becas de investigación. También este año estarán exentas las prestaciones públicas por nacimiento, parto múltiple o adopción, las prestaciones por maternidad de las comunidades autónomas y las ayudas públicas por acogimiento de menores. Asimismo, por primera vez no se declara como salario la enseñanza hasta el grado de secundaria que imparten los centros escolares a los hijos de sus trabajadores.

Los contribuyentes que ya en 2004 se acogieran a la nueva fórmula de ahorro para personas con minusvalía a través de la constitución de un patrimonio protegido deben tener en cuenta dos cosas: quien realiza la aportación al patrimonio del discapacitado gana una deducción de 8.000 euros en la base del impuesto, pero para el discapacitado es una renta que tributa como el salario.

Además, cada contribuyente debe analizar las deducciones propias de su lugar de residencia ya que en muchas comunidades autónomas se elevan las desgravaciones del año pasado o se incorporan algunas más. Si se hace la declaración de la renta con el programa Padre, el sistema facilita estos datos. Las diferencias de Navarra, Álava, Guipúzcoa y Vizcaya van más allá de las deducciones y se extiende a todo el impuesto.

Si en algo tiene que poner atención el contribuyente es en la diversidad de plazos para hacer la declaración. Las fechas clave son el 2 de mayo como día de inicio -aunque festivo en varias autonomías- y el 30 de junio como día final. Si quiere pedir cita con Hacienda para que le hagan la declaración, deberá llamar por teléfono antes del 29 de junio.

Si prefiere optar por que Hacienda le envíe un borrador de la declaración (una posibilidad que se pudo pedir ya en los impresos del año pasado o desde el pasado 1 de marzo) deberá solicitarlo antes del 20 de junio. Cuando se reciba, hay que confirmarlo para que sea válido. En otro caso, Hacienda entiende que el contribuyente no está de acuerdo con su contenido. La confirmación se puede hacer por teléfono, internet, en persona o por un mensaje de móvil.

Tanto en cita previa, borrador o declaración por internet, Hacienda permite como novedad de este año domiciliar el pago del IRPF. Esto significa que, con independencia de cuándo se haga la declaración, el cargo en la cuenta del contribuyente será el último día de la campaña, el 30 de junio. Ahora bien, también para esto hay otro plazo: sólo hasta el 23 de junio se podrá optar por la domiciliación. En días posteriores y siempre para las declaraciones en papel (a mano o con el programa Padre o similares) el pago se hará en el acto por adeudo en la cuenta elegida, por pago en efectivo o, según los casos, con tarjeta.

Entre las cosas que no cambian, pero que conviene tener en cuenta de un año para otro, está el límite de ingresos que marca la obligación de declarar. La regla general es que con un sueldo de 22.000 euros brutos de un único pagador hay que hacer la renta. Por debajo de esta cifra, la declaración es voluntaria y puede interesar a quien quiera obtener la devolución de retenciones. Para estos casos, existe la llamada campaña de devolución rápida durante el mes de marzo. Pero si se perdió esta posibilidad, ahora también puede declarar de manera voluntaria y recibir el exceso de retenciones.

Con más de un pagador, el límite para declarar también es de 22.000 euros si la suma de lo recibido del segundo y siguientes es menor de 1.000 euros. Ahora bien, el límite baja a los hasta los 8.000 euros si del segundo y siguiente pagador recibe más de 1.000 euros. Quienes tengan ingresos de una actividad empresarial están siempre obligados a declarar. Pero si la actividad es profesional, sólo si entre estos ingresos y el resto de renta se superan los 1.000 euros. Si se quiere deducir por vivienda o por aportaciones a planes de pensiones también es obligatorio declarar.

Aunque el IRPF sea el protagonista, también del 2 de mayo al 30 de junio hay que declarar el impuesto sobre el patrimonio. En concreto, están obligados todos los contribuyentes cuya suma de bienes y derechos en 2004 fuera superior a 108.182,18 euros sin contar la vivienda habitual hasta un valor de 150.253,03 euros, que está exenta.

Alertas. Cómo prevenir una comprobación fiscal

Borrador de IRPF: No confirme el borrador del IRPF sin verificar que es correcto. Si hay fallos, la culpa es del contribuyente y no de Hacienda.

Inmuebles: Hacienda ha afirmado en varias ocasiones que tiene capacidad para sancionar a quien no declare la nueva referencia catastral. Con este número, Hacienda quiere atrapar a propietarios de vivienda vacía que la mantienen oculta o al que la tiene en alquiler y no declara los ingresos.

Retenciones: Nunca olvide declarar todos los ingresos sometidos a retención porque son los que más controla Hacienda.

Ingresos compartidos: Aunque en los registros de la propiedad o de los bancos figuren varias personas como copropietario de bienes, puede ocurrir que Hacienda sólo tenga registrada a una persona. Estas discrepancias son fuente habitual de conflicto.

Hijos con rentas: Si un hijo menor de 18 años con ingresos solicitó la devolución rápida del IRPF en marzo, ahora no se admite que el resto de la familia opte por la declaración conjunta. Si un menor de 25 años gana más de 8.000 euros al año, sus padres no pueden deducirse por él, salvo que se trata de un dinero exento, como las becas.

Hijos y divorcio: Aunque no sea agradable hablar con el ex cónyuge, conviene dejar claro quién de los dos tiene la deducción por hijos. Sólo es factible para quien vive con los niños, pero si hay duplicidad de deducción, Hacienda llama a los dos.

Minusvalías: Para la deducción por minusvalía hay que tener un certificado del Imserso o similar de la CC AA. Pero debe ser un certificado anterior al 31 de diciembre de 2004. Si es de 2005 no sirve en esta declaración.

Cuota a devolver. Si por su nivel de ingresos está obligado a declarar, debe hacerlo aunque sólo le salga a devolver unos céntimos. Si no quiere el dinero, renuncie a devolución, pero declare.

Salarios atrasados. Si en 2004 se cobra algo de 2003 hay que hacer una complementaria de ese año y no incluirlos ahora.