Plan del Carbón

La minería se enfrenta a una nueva reestructuración

Más de 11.000 trabajadores de la minería estarán pendientes, desde mañana, de las negociaciones del nuevo Plan del Carbón para el periodo 2006-2012. Las previsiones son sombrías. Desde Bruselas se exige una drástica reducción de las ayudas estatales a las empresas mineras, con lo que Hunosa, de titularidad pública, se verá abocada al cierre de casi la mitad de los diez pozos que mantiene en Asturias. La zona, pese a los múltiples intentos de diversificación industrial, sigue dependiendo del carbón. Los sindicatos se niegan a planes de ajuste que supongan la parálisis de la empresa. Por ello, pronostican una dura lucha si el recorte es excesivo.