Banca

El nuevo grupo prevé obtener el 21% del beneficio con el negocio en Reino Unido

El Santander avanzó ayer más datos sobre cómo será el nuevo gigante bancario una vez que esté integrado el Abbey. Sus cálculos hablan de que, casi una cuarta parte, el 21% del beneficio provendrá del Reino Unido.

Este porcentaje se acerca a lo estimado para el área de banca comercial en Iberoamérica, con Brasil a la cabeza, que hasta ahora era el punta del negocio exterior del Santander.

Si bien, la mayor parte del beneficio provendrá del negocio de banca comercial en Europa, un 39%.

La gran cartera hipotecaria de Abbey National tendrá un peso considerable, 'el 47% de los créditos a clientes', según explicó ayer el consejero delegado del Santander, Alfredo Sáenz. En términos de balance, el negocio en España representará un 32% y el de Latinoamérica no superará el 10%.

Sáenz, volvió ayer a destacar el papel que tendrá la plataforma tecnológica Partenón, desarrollada por Banesto, en la integración del Abbey, ya que será el sistema que se implante en esta entidad. Esta plataforma permitirá mejorar la productividad del banco británico, aseguró. Y como ejemplo citó los cambios que se producirán en Abbey y lo que afectará a su plantilla. Explicó que actualmente el 33% de los empleados de Abbey desempeñan tareas de back office (tareas administrativas, fundamentalmente) en comparación con el 6,5% de Banesto o del 10,5% del Santander. Una de las claves en la estrategia comercial del Santander y, en general, de todos los grandes de la banca española, es potenciar la comercialización activa de sus empleados.