Móviles

Telefónica cierra la compra de las filiales de BellSouth en Latinoamérica

Telefónica ha anunciado hoy el cierre de las negociaciones con BellSouth para adquirir todos sus activos de telefonía móvil en Latinoamérica. La valoración asciende finalmente a 5.850 millones de dólares (4.730 millones de euros al cambio)incluyendo la deuda y se coloca en la parte media-alta del rango que esperaba el mercado. Con esta operación la operadora española da por cerrada su expansión en Latinoamérica.

La compra de activos de Bellsouth permitirá a Telefónica sumar más de 10,5 millones de clientes, con lo que consolida su liderazgo en Latinoamérica. Según anunció hoy la compañía mediante un comunicado, esta adquisición se financiará con cargo a la capacidad de generación de caja y endeudamiento de Telefónica Móviles.

Así, comprará las participaciones de la estadounidense ofreciendo a los minoritarios la posibilidad de vender sus acciones por precio idéntico. Además asumirá la deuda neta de las filiales latinoamericanas adquiridas, calculada en unos 1.500 millones de dólares (en euros, 1.200 millones). En una nota separada, BellSouth dijo que la venta le aportará unos ingresos después de impuestos por importe de 4.200 millones de dólares, que será lo que la española deberá desembolsar en efectivo, unos 3.395 millones de euros al cambio.

En rueda de prensa, el presidente de Telefónica, César Alierta, ha insistido en que este acuerdo "se inscribe en la política de crecimiento rentable de la compañía, crea valor para el accionista e incorpora un nuevo mercado potencial de cerca de 90 millones de nuevos clientes". Alierta, que explicó todos los detalles de la operación, aseguró también que, con la compra de las filiales de Bellsouth, el proceso de crecimiento mediante adquisiciones en Latinoamérica del grupo que preside ha finalizado. "Con esta operación consideramos nuestro crecimiento no orgánico en América Latina concluido", dijo.

TELEFÓNICA 7,07 0,30%

Para Antonio Viana-Baptista, presidente de Telefónica Móviles, además de la consolidación de posiciones "en mercados clave", la operación conlleva "sinergias de costes por un valor presente estimado de unos 1.000 millones de dólares y redundará en beneficios para nuestros clientes y accionistas".

Con respecto al calendario, depende mucho de lo que tarden las autoridades regulatorias de los respectivos países en los que opera cada filial de Bellsouth en aprobar la compra de Telefónica. Así, la operadora española no da fecha efectiva en la que concluirá realmente la adquisición. La compañía presidida por César Alierta, que ahora supera ampliamente la cota de los 100 millones de clientes en el mundo, tendrá a partir de entonces presencia activa en 14 países latinoamericanos. Telefónica Móviles alcanza una base total de clientes de 62,5 millones, 41 millones en Latinoamérica.