Opa

BBVA cierra las compras en América Latina con la opa de Bancomer

El BBVA tiene previsto concluir el próximo 19 de marzo la oferta pública de adquisición (opa) sobre el 40,6% que no controla aún del mexicano Bancomer, en el que invertirá 3.300 millones de euros. Tras esta operación, el banco que preside Francisco González da por cerrada su etapa de compras en Latinoamérica. Así, a partir de ahora su proyecto es crecer de forma orgánica en cada uno de los países en los que se encuentra, 'pero con estrategias diferentes, dependiendo de las características del país', explicó ayer Vitalino Nafría, responsable de América Latina del BBVA, en un seminario dirigido a periodistas de esta región.

Pocos días antes de este acto, el pasado 13 de febrero el consejero delegado del BBVA, José Ignacio Goirigolzarri ya explicó en la Bolsa de Madrid ante inversores del banco, la misma idea. El BBVA aparca sine die posibles nuevas adquisiciones en América Latina.

De esta forma, se descarta realizar adquisiciones en Brasil, donde el banco tenía hasta hace algo más de un año un pequeño banco que vendió a Bradesco, lo que le permitió entrar en su capital y convertirse en el primer accionista individual, con el 5% de su capital. También se despejan las dudas existentes sobre la posibilidad de próximas inversiones en sus filiales latinoamericanas en las que está con socios para hacerse con el 100% del capital de estos bancos. Este es el caso de BBVA Chile, en el que controla el 66,27%, del Banco Provincial de Venezuela, en el que posee el 55,59%, o en Perú, país n el que tiene el 92% del Continental.

BBVA 4,33 0,30%

Por ello, el proyecto del BBVA en Latinoamérica para este ejercicio es seguir con la estrategia de generar resultados recurrentes 'que aporten estabilidad a la cuenta de resultados del grupo'.

Nafría recordó ayer que el beneficio de las filiales del BBVA en Latinoamérica representan el 32% de las ganancias del grupo. En 2003 el beneficio atribuido de esta región ascendió a 715 millones de euros, con una caída del 2,8% como consecuencia de la devaluación de las divisas locales. Sin esta caída de los tipos de cambio el resultado hubiera crecido un 24%.

El banco sustenta su estrategia en la previsión de un crecimiento de la economía en Latinoamérica para este año del 3,8% y en los bajos niveles de inflación que disfrutan, en general, los países en los que está presente.

El directivo recordó que las filiales de América Latina representan el 64% de la plantilla del grupo y el 49% de sus oficinas. Y defendió las posibilidades de crecimiento de la región. 'Están mejorando las condiciones para que asistamos a un mayor crecimiento de la inversión crediticia en esta región y BBVA quiere estar en la primera línea', aseguró. En la actividad bancaria del BBVA en Latinoamérica México es su mayor apuesta. Bancomer, primer banco mexicano, representa el 69% de los activos del BBVA en Latinoamérica, al acaparar 50.277 millones de euros de los 72.894 millones a los que asciende sus activos en la zona. Ayer el consejo de Bancomer, en el que se encuentra el grupo Monterrey con el 8% del capital y siete consejeros, aprobó de forma unánime vender sus acciones en la opa, una vez que consideran el precio (12 pesos por acción) está 'debidamente justificado desde el punto de vista financiero', y que los derechos de los accionistas minoritarios se encuentran 'salvaguardados y respetados'.

Puerto Rico. Oportunidad para entrar en EE UU

El BBVA mantiene que estar en Puerto Rico es 'estar en Estados Unidos'. Por ello es un país puente hacia Norteamérica. Aunque con Bancomer, entidad con gran prestigio entre los 20 millones de mexicanos que viven en Estados Unidos, se la ha abierto otra oportunidad que ya ha comenzado a explotar. En Chile, el BBVA espera seguir ganando 0,7 puntos de cuota al año. En Colombia el BBVA está recogiendo el fruto de la gestión de años anteriores, lo que le ha permitido pasar de contabilizar pérdidas en 2001 a sumar beneficios en 2003.

Venezuela y Perú. Espera aprovechar su posición

El directivo del BBVA destacó la posición competitiva de BBVA en Venezuela y Perú, países en los que las filiales del BBVA han ganado cuota de mercado el pasado año. En Perú, donde controla el 92% del Banco Continental, el segundo del país por tamaño, el BBVA espera aprovechar 'la excelente posición competitiva que tenemos en negocio y gestión de pensiones'. En 2003 este banco ha ganado un punto de cuota. En Venezuela, donde el BBVA posee el Provincial, esperan un mejor año que el pasado, aunque reconocen los problemas políticos por los que atraviesa el país.

México. Pondrá énfasis en el crecimiento del crédito

La opa que tiene en marcha el BBVA sobre Bancomer permitirá al grupo incrementar su beneficio por acción un 0,6% y el atribuido en unos 227 millones este años, según explica Vitalino Nafría. Estas cifras pasan a ser del 1% y 364 millones de euros, respectivamente en 2005 y del 2,5% y 437 millones de euros un año después. El BBVA pretende mejorar los resultados de Bancomer poniendo énfasis en el crédito, las comisiones y controlando el riesgo, ya que cada vez son menores las posibilidades de reducir los costes. En México sólo el 17,5% de la población está bancarizada.

Argentina. El banco negocia con el Gobierno medidas para recapitalizar al Francés

El BBVA, como ya lo hiciera recientemente el SCH, considera que 'lo peor en Argentina ha pasado'. Sin embargo, el director de BBVA América considera que '2004 e incluso 2005 no serán buenos años para la banca en este país', en el que no esperan beneficios en varios ejercicios. El BBVA posee en Argentina el Banco Francés, segundo del país por depósitos, con una cuota de mercado del 9,7%, y también el segundo por patrimonio gestionado en pensiones, con el 20,5% del total. Una de las lacras de la banca de este país, consecuencia de la situación económica, es que carece de capacidad para conceder créditos. Y aunque el reclamo de hipotecas empieza a percibirse muy tímidamente, los bancos, caso del Francés, no cuentan con los requerimientos de capital exigidos para su concesión. Ante ello, el BBVA está negociando con el Gobierno argentino 'medidas que palien los desajustes actuales', explica Nafría. La solución puede producirse en breve. Pero en cualquier caso, ésta no supondrá 'una inyección de capital' en el Francés. 'Hay otras vías que se están barajando, pero no vamos a poner más dinero', añade.