Piratería

Una parte del código de Windows se vende en Internet pese a las cautelas de Microsoft

Microsoft ha reconocido que partes del código fuente de Windows, que la empresa guarda de forma hermética, se han filtrado y se venden en Internet, lo que expone a sus productos al ataque de los piratas informáticos y a las copias ilegales. La compañía ha señalado que copias del código fuente de los sistemas operativos Windows NT y Windows 2000 estaban siendo comercializadas en la Red, informa Reuters, pero asegura que se trata de una porción muy pequeña (203 mega bytes, según News.com) de las millones de líneas de código utilizadas en sus productos.

El código fuente es la propiedad intelectual y el alma de cualquier compañía de software, dado que es el lenguaje básico empleado para crear los programas. Microsoft sólo comparte su código fuente con socios cercanos y con determinadas organizaciones bajo acuerdos legales que pueden derivar en una demanda si se producen filtraciones. El nivel de misterio suele ser comparado con el de la fórmula de la Coca-Cola.

La compañía ignora cuándo y cómo ocurrió la filtración, así como cuántas personas han tenido acceso a esta información. "Estamos investigando el tema y trabajando con las autoridades que controlan el cumplimiento de la ley", ha advirtido el portavoz de Microsoft, Tom Pilla, en un comunicado. La firma ha indicado que está trabajando con la FBI y con autoridades para detectar el origen de la filtración.

Uno de los mayores riesgos de que se exponga el código al público es la posibilidad de que piratas informáticos irrumpan en los ordenadores con Windows NT o Windows 2000 y destruyan o roben información. Aunque Microsoft asegura que es poco probable que ocurra dada la pequeña parte del código que está en circulación, sí es posible que terceras partes usen el código como base para desarrollar software que compita con Windows. Microsoft, con sede en Redmond, Washington, es la mayor compañía de software. Más de 9 de cada 10 ordenadores funcionan con sus programas.