Salidas a Bolsa

Fadesa, Vocento y Auna, en la rampa de despegue

El mercado está mejorando y, además, crece el apetito inversor, por lo que se están creando las condiciones necesarias para nuevas colocaciones en Bolsa. Esta es una opinión compartida con analistas en un momento en que el Ibex se ha revalorizado un 35% en los últimos 12 meses y algunas empresas toman posiciones o reactivan sus planes de vender títulos en el mercado de valores. Fadesa, Vocento y Auna son algunas de las transacciones en el mercado español que están en la pista de salida, siempre en el supuesto de que la Bolsa se mantenga a un ritmo al menos ligeramente alcista.

Para Natalia Aguirre, de Renta 4, es innegable que ha mejorado la confianza de los inversores, situación que 'se ha mostrado en operaciones como la colocación de Antena 3, pese a las incertidumbres y resultados de ese grupo'. Y también pone de ejemplo la acogida dada a una transacción realizada esta semana. 'La ampliación de capital del BBVA por 2.000 millones de euros, un 6% de sus acciones, fue adquirida en unas horas y con una elevada sobredemanda. Hay liquidez en el mercado e interés inversor, tanto entre inversores institucionales como entre minoristas', subraya.

Añade, ahondando en este tema, que la ausencia de alternativas puede auspiciar operaciones, pese a que se produzca un repunte de los tipos de interés, 'dado el escaso atractivo del mercado de renta fija y el temor que empieza a inspirar los activos inmobiliarios'.

La liquidez y el corto aliciente de otras inversiones favorecen nuevas colocaciones en Bolsa

Alicia Jiménez, de Self Trade (grupo Société Générale), señala que en el año 2004 'se prevén más movimientos, especialmente en el segunda mitad del ejercicio'. 'Nos daremos cuenta después del verano', añade. Y considera que 'Fadesa, Auna y Vocento son las compañías más próximas a protagonizar colocaciones en Bolsa, así como otras empresas que estuvieron a punto de salir a los mercados en 2002 y tuvieron que posponer sus planes'. Pero también esta analista estima que todavía queda susceptibilidad entre los inversores, por lo que esas operaciones todavía necesitan 'una mayor consolidación del tono positivo de los mercados'. Esa es, asimismo, la posición de las empresas citadas y, aunque las colocaciones se realicen en meses próximos, la preparación, en algunos casos, será inminente.

La inmobiliaria Fadesa, que aplazó su colocación en años anteriores por la volatilidad de los mercados, se ha beneficiado en estos últimos ejercicios por la pujanza del sector, con una cifra de negocios que supera los 460 millones de euros.

Según fuentes consultadas, la venta de una parte de sus títulos se va a realizar sin que la familia Jové pierda el control. Queda por determinar el valor de la empresa, operación en la que trabaja Morgan Stanley, que debe ser significativamente superior a los 645 millones en los que fue valorada hace dos años.

Fuentes de la operadora de telecomunicaciones señalan que, 'aunque la decisión depende de los socios y de la situación del mercado, las cifras del grupo ya hacen posible la colocación'.

Auna ha obtenido resultados netos positivos en el último trimestre del año y mantiene esa tendencia en lo que va de año. Y las previsiones apuntan a una consolidación de los beneficios netos, pese al anunciado plan de inversiones.

Medios próximos a los accionistas indican que, pese a que en sus planes de negocios de 2004 no constan los posibles ingresos por la venta parcial o total de Auna, la salida a Bolsa es un objetivo que ahora parece irrenunciable, mientras que la operación también sirva para sellar una alianza internacional. En este caso, además, es preciso que los socios unifiquen posiciones, ya que alguno de los institucionales mantiene que el grupo de telecomunicaciones debe salir a Bolsa en un valor de al menos 12.000 millones. Por su parte, en el grupo de comunicación Vocento se señala que todavía no se ha superado la fase de la evaluación del grupo. A estas compañías, la analista de Renta 4 añade una más pequeña, Probitas, aunque también otra de una dimensión más significativa: Telecinco. También la SEPI reducirá su participación en REE y Gas Natural en Enagás.

Gaz de France, China Power y Prada

Algunos mercados internacionales también están animándose, según gestores de fondos, que además destacan que la oferta va a ser este año más amplia y más variada. La empresa estatal energética Gaz de France es una de las que están más preparadas para salir a Bolsa, aunque el calendario definitivo depende a su vez de los acontecimientos políticos, como ha señalado su presidente Pierre Gadonneix, quien subraya que la empresa cumple con todos los requisitos.

Otro de los mercados que despiertan el interés de los operadores en el chino, en el que se ha cerrado transacciones con éxito. Y allí, China Power International ha encontrado a Deutsche Bank y Merrill Lynch para que dirijan una oferta pública, que en principio tendrá un importe de 1.000 millones de dólares. En conjunto el Gobierno de ese país planea vender acciones y participaciones en bancos, compañías de seguros, energéticas y de telefonía por un importe de 50.000 millones de dólares.

Y la firma italiana de lujo Prada también se ha unido a las empresas que intentan mejorar su balance, con una sustancial reducción de deuda, para salir al mercado de valores.