Adquisición

La compra de DEPA por Gas Natural se pospondrá hasta después de las elecciones en Grecia

El presidente de Gas Natural, Antoni Brufau, explicó que la compra del 35% del operador público griego de gas natural DEPA por parte de la gasista española no se cerrará hasta después de las elecciones generales que tendrán lugar en Grecia el próximo 7 de marzo.

Brufau, que estuvo presente ayer en la presentación de los resultados de 2003 de 'La Caixa', señaló que el acuerdo para la entrada de Gas Natural en DEPA no se adoptará hasta después de los comicios griegos. "No me parece razonable pactar ahora y supeditarlo luego a las autoridades que entren tras las elecciones", apuntó.

Gas Natural fue la única compañía que, el pasado mes de septiembre, presentó una oferta vinculante para la adquisición del 35 por ciento de DEPA. Este concurso, que se inició en 2002, se enmarca en la política de privatizaciones impulsada por el Gobierno socialista de Costas Simitis.

NATURGY 22,64 -0,75%

El ejecutivo heleno preveía ingresar unos 300 millones de euros por la operación si bien la prensa griega publicó, en su momento, que la oferta de Gas Natural rondaba los 260 millones. La compañía no ha hecho público, en ningún momento, el valor de su oferta.

En estos últimos meses, el grupo español ha estado negociando con el Ejecutivo griego el establecimiento de unas cláusulas de salvaguarda que le protejan de cambios regulatorios.

La operación se encuadra en la apuesta de Gas Natural por elevar su presencia en los mercados internacionales, en concreto en Europa (donde está presente en Italia) y Latinoamérica, con el fin de compensar la pérdida de cuota en el mercado español. Para ello, cuenta, desde el año pasado, con un nuevo programa inversor por valor de 7.500 millones de euros hasta 2007.

En la actualidad, el Estado griego controla un 65 por ciento de DEPA mientras que la refinería Hellenic Petrol posee el restante 35 por ciento. Además, la eléctrica estatal Public Power Corporation (PPC) mantiene una opción para quedarse con un 30 por ciento de la compañía que, en principio, no ejercerá hasta que finalice la privatización de DEPA.

En 2002, DEPA firmó con el operador turco Botas un acuerdo para la construcción de un importante gasoducto para el transporte a Grecia de gas natural procedente del Mar Caspio, que estará operativo a finales de 2005.