Estudio

La capacidad para comprar una vivienda volverá a caer este año, según BBVA

El Servicio de Estudios del BBVA cree que la capacidad de los ciudadanos para acceder a una vivienda en España volverá a caer durante este año, a pesar de que el incremento de los precios se ralentizará notablemente. De hecho, en sus últimos informes de coyuntura, el Servicio de Estudios del BBVA asegura que durante este año el precio de la vivienda aumentará el 8%, frente al incremento del 17% registrado durante el 2003.

En los últimos cinco años, el precio medio de las viviendas ha crecido a tasas superiores al 10%, según la entidad, que señala que entre 1998 y el 2002 la inversión en construcción contribuyó con 0,7 puntos porcentuales de los 1,2 de diferencial de crecimiento de España con Europa.

Aunque el incremento de los precios de las viviendas se ralentice durante este año, el esfuerzo para adquirir una vivienda no se contendrá, sino que, al contrario, el Servicio de Estudios del BBVA cree que aumentará, puesto que subirán los tipos de interés hipotecarios, que se encuentran en mínimos históricos.

Dado el aumento de la dificultad para adquirir una vivienda, es previsible que se reduzca el número de transacciones, cuyo máximo anual se registró en el 2002, con 1,15 millones de pisos intercambiados.

Según el BBVA, esta reducción "terminará trasladándose a un menor nivel de actividad en el sector", que entre el 2004 y el 2005 podría incluso estancarse, tras seis años de aumentos superiores a los de Producto Interior Bruto.

En cualquier caso, en el informe se apunta que la demanda de viviendas seguirá creciendo en España durante los próximos años, tanto por de la mano de la inmigración como de la población nacional, puesto que -según los datos del BBVA- en países europeos con mayor renta per cápita cada persona usa en promedio más metros cuadrados de vivienda principal.