Autopistas

El Gobierno retiene fondos del A-380 en demanda de una mayor participación

El Ministerio de Ciencia y Tecnología ha retenido fondos que en principio estaban destinados al desarrollo del avión A-380 de Airbus en demanda de una mayor participación en el proyecto. Así lo aseguró ayer el titular del departamento, Juan Costa, en la rueda de prensa en la que hizo balance de la legislatura.

'No se han ejecutado todas las cantidades previstas porque estamos en desacuerdo con el plan industrial de Airbus. Hasta que no haya modificaciones y un acuerdo sobre la participación española en el proyecto, no se realizarán mayores aportes'.

España participa en estos momentos con el 7,7% en el proyecto y su objetivo es llegar al 10%. Esta meta, según fuentes del ministerio, es la que se firmó en un principio y no hay razones para que no se cumpla. 'No hemos roto la baraja', explicaron ayer estas fuentes, 'simplemente, hemos cumplido el acuerdo tal y como está. Si tenemos una participación del 7,7% pagamos por ese capital y no lo elevaremos hasta que ellos aumenten nuestra implicación'.

Costa eludió cifrar la cuantía de los fondos congelados. Otras fuentes ministeriales aseguraron que son 7,8 millones de euros los que Ciencia y Tecnología ha dejado de aportar, según Europa Press.

Además del conflicto con Airbus, Juan Costa aprovechó su comparecencia para enumerar los logros en telecomunicaciones y entre los principales citó el móvil y la banda ancha. España cerró 2003 con 37,1 millones de clientes, lo que supone una penetración del 88%, siete puntos por encima de la media de la Unión Europea. Este desarrollo se ha conseguido en buena medida gracias a la rebaja de tarifas, según Costa, que cifró la bajada del precios del año pasado en el 9,5%. Aun así, las operadoras todavía tienen margen para bajar precios, según el ministro.

La banda ancha ha sido el segundo foco de crecimiento en telecomunicaciones. El año 2003 terminó con 2,2 millones de conexiones a Internet de alta velocidad, un aumento de más de 400.000 líneas en los últimos seis meses. De esta cantidad, buena parte corresponde al ADSL. En concreto, son 1,65 millones, según las cifras publicadas ayer por Telefónica, lo que implica un crecimiento del 72%.

Para este año, el reto más importante al que se enfrenta el ministerio es la puesta en marcha definitiva de la telefonía móvil UMTS. Costa se mostró 'confiado' en que las cuatro operadoras con licencia -es decir, Xfera incluida- lancen los servicios en 2004. El ministro, sin embargo, rehusó concretar los acuerdos de flexibilización de condiciones a los que se ha llegado o llegará con las compañías para que puedan operar el UMTS y se limitó a señalar que 'las nuevas condiciones respetarán en buena medida los compromisos de inversión y despliegue de los concursos'.