Diversificación

Inditex prepara su entrada en el segmento de ropa premamá

La gran duda es si elegir Zara o la cadena de ropa de niños Kiddy's Class como fórmula para comercializar las nuevas colecciones de ropa premamá. Inditex aún está en fase de definir cómo abordar este nuevo segmento de mercado, uno de los pocos que le quedan dentro del sector textil, pero la decisión de desarrollar este nicho ya está tomada.

La empresa gallega se ha puesto manos a la obra encargando a un grupo de sus diseñadores la creación de una colección de ropa premamá. La elección de Zara supondría ampliar el catálogo disponible en su cadena estrella que ya cuenta con modelos para mujer, hombre y niños, además de la ropa de hogar que ha introducido en algunas de sus mayores tiendas bajo la marca Zara Home.

Para Kiddy's Class supondría acercarse al concepto de cadenas como Prenatal que comercializan toda la gama de productos para la mujer embarazada y para niños hasta siete u ocho años.

INDITEX 25,28 -0,82%

Kiddy's Class se creó a mediados de los noventa pero había permanecido estancada hasta que en la primavera del año pasado se decidió relanzarla. Estos establecimientos están ubicados en zonas y ciudades donde no existen grandes tiendas Zara con capacidad para acoger ropa de niños. Se trata, por tanto, de una cadena que comercializa las mismas prendas y artículos que se venden en la sección infantil de aquellos establecimientos Zara con tamaño suficiente para abarcar todas las gamas de sus diferentes colecciones.

Una última posibilidad que barajan los directivos de Inditex es la comercialización de las prendas premamá en los dos canales, es decir, en su cadena estrella y en la especializada en ropa de bebés y niños.

Apuesta por la diversificación

Tras la decisión de crear una cadena de lencería femenina, Oysho (que luego tuvo que reorientar), Inditex optó el año pasado por la ropa de hogar que ya vende en 20 tiendas. En este caso dio el paso canalizando su comercialización a través de su principal enseña, Zara. Esta cadena también amplió hace unos meses su público objetivo hacia mujeres de más edad aumentando el tallaje de algunos modelos. Fue una importante decisión estratégica a la que ahora se suma, dentro del proceso de diversificación del grupo, el segmento de mercado de las futuras mamás. A Inditex le quedan ya pocos nichos dentro del textil, aunque su fuerte sigue siendo la ropa de moda rápida y destinada a un público joven. El consumidor masculino, con Massimo Dutti, Bershka y una cadena denominada Often, está también incluido entre sus objetivos.