Bolsas

El euro alcanza la cotización más alta de su historia

La jornada prometía ser bastante lineal a todos los efectos después del chaparrón de la víspera. Pero la publicación del IPC en Estados Unidos provocó una reacción inmediata en el mercado de divisas. La inflación en EE UU se ha mantenido invariable en octubre frente a un aumento de una décima que pronosticaban los expertos. La tasa interanual continúa, por tanto, en el 2%.

El dato desembocó en compras masivas en euros o, lo que es lo mismo, grandes ventas en dólares. La moneda única llegó a marcar máximo histórico coincidiendo con la apertura débil que registraba Wall Street. La escalada se frenó a media tarde para retomarla a última hora, hasta alcanzar las 1,1950 unidades frente al dólar. La caída de la inversión extranjera en septiembre, que se colocó en las cotas más bajas en los últimos cinco años, fue el golpe definitivo.

Para los analistas la sobrerreacción del euro se debió también a cuestiones técnicas. 'Han saltado multitud de stop loss (interrupción de caídas) por encima de las 1,1840 unidades euro frente a dólar en aquellos operadores que aún se mostraban bajistas contra la moneda única, de este modo evitaban pérdidas mayores', comentaba un gestor.

Las declaraciones del secretario del Tesoro, John Snow, aventurando una expansión económica con la creación de puestos de trabajo, no estimularon las posiciones sobre el dólar.

La fortaleza del euro se tradujo en pérdidas para los mercados por segundo día consecutivo. La mayoría estaba en terreno positivo. El Ibex llegó a ganar un 0,71% en el mejor momento de la sesión y el Euro Stoxx, un 0,94%. La subida del euro aceleró las pérdidas y los principales mercados de la región sucumbieron al cierre.

El Ibex se dejó un 0,09%, con lo que lleva perdido un 2,28% en las dos últimas sesiones. El Euro Stoxx 50 recortó un 0,08%. El Cac y el Dax, por su parte, cedieron el 0,19% y el 0,22%.

Oro y petróleo, referencias obligadas

El metal precioso ha sido tradicionalmente valor refugio por excelencia para los inversores en tiempos de crisis. Era una referencia obligada entonces y lo sigue siendo ahora. Y lo es en este momento porque a medida que el dólar se debilita el oro se fortalece, ya que está denominado en la divisa estadounidense. Por lo tanto, muchos fondos de inversión están aprovechando el momento.

Mantiene tendencia alcista con fuerza desde mediados de octubre y está a punto de conquistar los 400 dólares la onza, el máximo de ocho años. Ayer cerró en 396,55 dólares.

El precio del crudo poco a poco vuelve a aproximarse a los 30 dólares el barril. Los últimos atentados terroristas acontecidos este fin de semana en Turquía y la amenaza de que pueda actuar el grupo Al Qaeda en otros países ha hecho de palanca. Las perspectivas del sector serán debatidas por los miembros de la OPEP el 4 de diciembre en Viena.