Estrategia

Arcelor vende su filial de plásticos al fabricante francés de vidrio Saint Gobain

La multinacional siderúrgica Arcelor continúa con su plan de deinversiones que puso en marcha en 2002 para optimizar y racionalizar su crecimiento. Hoy ha anunciado la venta de su negocio de plásticos (Grupo Pum Plastiques) a la Sociedad Point P, perteneciente a Saint-Gobain, en una operación valorada en 185 millones de euros, que concluirá a finales de año.

Pum Plastiques, especializado en la distribución de productos de plástico, destinados a los mercados de la Construcción y Obras Públicas, tiene prevista una cifra de negocio de 234 millones de euros en 2003, con una plantilla de, aproximadamente, 860 personas. Su red de distribución incluye 127 agencias en Francia, España, Polonia y Bélgica.

El pasado mes de abril, Arcelor anunció su intención de reducir este año su deuda, que asciende a 6.000 millones de euros, mediante la venta de activos, así como elevar los precios de sus productos. Poco tiempo después, informó de la venta del 50% en la empresa portuguesa Lusosider Proyectos Metalúrgicos a la compañía Corus Staal, filial del grupo Corus, por 10,84 millones de euros.

Reestructuración en Francia

El grupo siderúrgico ha presentado a los sindicatos un nuevo proyecto industrial que supondrá la supresión de 1.600 empleos en Francia, en su filial de aceros planos Sollac, aunque se ha comprometido a no recurrir a los

despidos. Se escalonará hasta 2006 y pretende reducir los

costes de producción de esta especialidad un 25%, según

el sindicato CFDT, con el cierre de plantas y centros de investigación, según publica hoy Les Echos.

La empresa, según los sindicatos, se opone a aumentar del 8 al 26% su participación en el acuerdo de prejubilaciones progresivas para los trabajadores que tengan 55 años, y cuyo plazo finaliza en 2005.