Beneficios

El recorte de gastos y el mayor volumen de negocios impulsan los beneficios del Sabadell

Banco Sabadell ha tardado cuatro años en digerir completamente la compra de Banco Herrero. Sin embargo, concluido el pesado tránsito, la entidad que preside Josep Oliu empieza a beneficiarse de las ventajas de contar con un volumen y una red de oficinas mayor.

Hasta septiembre, el banco ha alcanzado un beneficio neto atribuido de 185,64 millones de euros, lo que supone un incremento del 8,7% respecto al mismo periodo del año anterior. Esta mejora se sustenta principalmente en el aumento del margen de explotación de la entidad, que crece un significativo 62,4%. La contención de los gastos de explotación ha sido clave en este aumento. Concretamente, la entidad ha rebajado sus costes en un 7,8%, lo que ha supuesto un ahorro de más de 36 millones de euros. 'La mitad del ahorro forma parte del plan de recorte de costes que estamos aplicando desde hace un año y medio, mientras que el restante 50% se ha debido a que hemos finalizado ya la mayor parte de la implantación de nuestra nueva plataforma informática Sibis', explicó un portavoz de la entidad.

Precisamente, esta nueva plataforma, con la que ya opera la mayoría de las marcas comerciales del banco (Sabadell, Herrero y Solbank), es uno de los mecanismo para eliminar costes redundantes. La ratio de eficiencia del Sabadell a finales del mes de septiembre era del 52%, frente al 64% de hace un año o al 54% de finales de 2001, cuando aún no se había absorbido Banco Herrero.

El éxito de la integración de Banco Herrero, Asturias, Solbank y Activo Bank es uno de los principales argumentos que presenta el Sabadell a la hora de hacer una oferta para hacerse con el 100% de Banco Atlántico. 'Hemos demostrado que somos capaces de integrar estructuras ajenas con bastante éxito', indicó el portavoz de la entidad.

Además de las consecuencias del recorte de gastos, el Sabadell también ha logrado un aumento de su margen de intermediación del 6,7% 'debido a la gestión y al aumento del volumen, ya que nuestros créditos crecen un 15,3% y la captación de recursos, en un 14,1%', aseguró el portavoz del banco. Este aumento del crédito no ha supuesto un crecimiento de la morosidad, que se sitúa en el 0,42%, su mínimo histórico.

En la parte final de la cuenta, el Sabadell sufre fuertes variaciones porcentuales respecto a septiembre de 2002. El motivo principal fue la dotación el año pasado de gran parte del fondo de comercio que la entidad tenía acumulado por la compra de su participación en el Banco Comercial Portugués. La entidad tiene fondos de comercio por una pequeña parte de esa participación y por la compra de Ibersecurities.

De plazo, hasta fin de año

Los propietarios de Banco Atlántico se han fijado el 31 de diciembre de este año para vender el 100% del capital de la entidad. El plazo, que el Sabadell considera excesivamente largo, puede acortarse si los interesados en la compra se reducen a sólo dos. Los británicos de Barclays Bank, los italianos de Unicredito y el propio Sabadell son los que han emprendido el estudio a fondo de las cuentas del Atlántico.