Elecciones

PP y PSOE disparan el pistoletazo de salida para las elecciones generales de 2004

El secretario general del PSOE, José Luis Rodríguez Zapatero, declaró ayer abierta la 'ofensiva' para ganar las próximas citas electorales, especialmente los comicios generales de marzo del año que viene, que, según afirmó, revelarán que 'somos la mayoría y vamos a demostrarlo'.

Zapatero realizó estas declaraciones en un concurrido mitin en la plaza de toros de Vistalegre, en el barrio madrileño de Carabanchel, y recordó que 'el espíritu de Vistalegre' llevó a los socialistas a ganar sus primeras elecciones nacionales, el 25 de mayo de 1982.

El líder socialista se comprometió a realizar propuestas para lograr un cambio político que propicie una España 'plural, democrática y social', en un acto que sirvió para arropar a sus candidatos a las próximas elecciones autonómicas de Madrid y Cataluña, respectivamente, Rafael Simancas y Pasqual Maragall. Aprovechó también para reclamar al nuevo secretario general del PP y candidato a presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, que acepte su propuesta de celebrar una cumbre entre los dos partidos para desterrar la 'crispación' de la vida política española.

Por su parte, en el Palacio Municipal de Congresos de Madrid, Rajoy clausuró ayer el acto de proclamación de Esperanza Aguirre como candidata de los populares a la presidencia de la Comunidad de Madrid. Rajoy señaló que, ante las críticas de Zapatero, quería hacer una serie de reflexiones 'sin ánimo de molestar', para subrayar que Aguirre ganó las elecciones madrileñas del pasado 25 de mayo y que 'las matemáticas no crispan'. Instó entonces a Zapatero a que, además de explicar si la lista de su candidatura a la Comunidad de Madrid respondía a alguna 'deuda política', informe también de si tienen 'alguna deuda pendiente más para el futuro'.

En este mitin intervino también Rodrigo Rato, vicepresidente primero, ministro de Economía y vicesecretario general del PP. Rato proclamó que 'ganar en Madrid es ganar en España, la experiencia lo demuestra', refiriéndose entonces a su 'amigo' José María Aznar.