Industria discográfica

Microsoft emula a Apple con una tienda de música digital para 70 millones de europeos

Nadie duda de que la descarga de música por Internet es un fenómeno imparable. Microsoft, desde luego, tampoco. El gigante informático ha decido hincar el diente al jugoso y casi intacto pastel de la venta de canciones en formato digital en Europa. Para ello, la compañía fundada por Bill Gates ha tomado como modelo la tienda virtual que Apple lanzó la pasada primavera en Estados Unidos con un éxito formidable: en los dos primeros meses se realizaron cinco millones de descargas, cuando sólo es accesible para unos tres millones de personas.

Mediante un acuerdo con la plataforma británica OD2, Microsoft ofrece legalmente un catálogo de 200.000 canciones al precio de 99 céntimos de euro cada una, o un disco completo por 12,49 euros. Esa cantidad da derecho no sólo a la descarga, sino también a hacerse una copia, por ejemplo, en un disco compacto siempre que sea para uso personal. La tienda virtual, que reproduce las características de la iTunes de Apple, ya funciona en Reino Unido, Francia y Alemania y en breve echará a andar en Italia, Bélgica y España, donde será accesible a través de los40.com, del Grupo PRISA.

La entrada del número uno del software en este sector amenaza con revolucionar la industria musical, acuciada por la caída de las ventas a consecuencia de la piratería y los programas de intercambio de canciones por Internet. El acuerdo de Microsoft y OD2 alumbra el primer servicio paneuropeo que vende música en la Red de manera legal en virtud de los acuerdos que OD2 mantiene con las grandes discográficas (EMI, Universal, Warner, BMG y Sony, si bien las grabaciones de esta última sólo estarán disponibles para Reino Unido).

Venta directa

El sistema, además, simplifica los modelos de venta (legales o no) que habían probado suerte hasta ahora. Lo habitual era exigir que el usuario se registrara previamente y comprara de antemano bien una suscripción, bien un número determinado de canciones. En cambio, Microsoft permite que los internautas compren exclusivamente la canción que desean, aunque mantiene la exigencia de darse de alta.

Pero no sólo eso. También lleva más lejos el invento de Apple al dirigirse a un público mucho más numeroso. Mientras que iTunes sólo es accesible para los tres millones de estadounidenses usuarios de Macintosh y con sistema operativo Mac OS X 10.1.5 o posterior, el servicio de Microsoft lo pueden utilizar todos los internautas con PC de Reino Unido, Francia, Alemania, Italia, Bélgica y España, una cifra que puede superar los 70 millones de personas, según se desprende de varios estudios.

Sólo para Media Player

Una de las peculiaridades del nuevo servicio es que las canciones no están en formato mp3 (el estándar para la música digital), sino que sólo son legibles para la última versión (la 9) de su programa Media Player. Esta circunstancia no es baladí ya que la inclusión de este reproductor de audio y vídeo en el sistema operativo Windows es el núcleo de la investigación que la Comisión Europea está a punto de cerrar sobre el gigante informático, al que acusa de abuso de posición dominante. El Ejecutivo comunitario espera una explicación a por qué cuando un usuario instala Windows copia también Media Player, lo que complica la difusión de otros reproductores. Bruselas ha amenazado ya con una multa y la posible obligación de desvincular dicho software del sistema operativo.

Así, el lanzamiento del nuevo servicio puede ofrecer un refuerzo para Media Player ante una eventual sanción. Aún en el caso de que se le separara de Windows, todos los usuarios europeos interesados en hacer uso de la tienda de Microsoft tendrán que tener instalado el reproductor de la discordia. De hecho, un portavoz de la UE ha señalado al diario International Herald Tribune su satisfacción porque ¢los consumidores europeos tengan ahora la ocasión de acceder a canciones por 99 céntimos¢, pero reconoce que la operación ¢refuerza la sensación¢ de ubicuidad de Media Player.