Accidente

Accidente mortal en la refinería de Repsol YPF en Puertollano

La refinería que el grupo Repsol YPF posee en Puertollano (Ciudad Real) permanecerá inactiva hasta que pueda evaluarse la situación en sus instalaciones, en las que a las 8.30 horas de la mañana de ayer se declaró una explosión que fue seguida del incendio de varios tanques de almacenamiento que contenían un total de 8.600 metros cúbicos de gasolinas. Cuatro trabajadores perdieron la vida y otros siete sufrieron graves heridas, siendo trasladados a distintos hospitales de Madrid.

Los trabajadores afectados por el siniestro pertenecían, según la compañía, a varias empresas contratistas que realizan trabajos en Repsol YPF. Según la agencia Efe, uno de los tres fallecidos y cuatro de los siete heridos son trabajadores de la empresa Isotron. La agencia informó que Isotron tenía destinados desde hace un mes en la planta de Repsol YPF en Puertollano nueve empleados realizando trabajos para la empresa Crespo y Blasco, subcontratada a su vez por Repsol YPF.

Plan de ayuda

REPSOL 15,03 -0,07%

El incendio obligó a activar el plan de ayuda entre refinerías, reforzándose el personal de Puertollano y las dotaciones de emergencia de Ciudad Real, Protección Civil y Elcogas que combatían el fuego en sus inicios, con destacamentos especializados provenientes de las refinerías de Repsol YPF en Tarragona, A Coruña y Cartagena (Murcia).

El fuego logró quedar reducido al cubeto en el que surgió el incendio, evitando su propagación al resto de las instalaciones de la refinería y a las de la petroquímica.

El presidente del grupo petroquímico, Alfonso Cortina, y el consejero delegado de la compañía, Ramón Blanco, se trasladaron al complejo de Puertollano para seguir de cerca el desarrollo de los trabajos. También acudieron el presidente de Castilla-La Mancha, José Bono; el ministro de Trabajo, Eduardo Zaplana, y otras autoridades nacionales y regionales.

Repsol YPF confiaba anoche en que el incendio quedara extinguido en la mañana de hoy, lo que permitirá iniciar las investigaciones para determinar la causa de la explosión.

El siniestro afecta el 12% de la actividad de refino

La refinería de Repsol YPF en el complejo industrial de Puertollano supone el 12% de la capacidad total instalada de refino del grupo, que asciende a 1.176.000 barriles diarios. La compañía cuenta con nueve refinerías, de las que cinco están radicadas en España, tres en Argentina y una en Perú.

La refinería de Puertollano, con una capacidad instalada de 140.000 barriles diarios, es la tercera del grupo en España por capacidad instalada, por detrás de las de Bilbao (220.000 barriles/día) y Tarragona (160.000 barriles/día). Las otras dos refinerías de Repsol YPF en suelo español están ubicadas en A Coruña (120.000 barriles/día) y Cartagena (100.000 barriles/día).

Estas refinerías podrían compensar, si la demanda así lo exigiera, la paralización de la actividad de refino de la planta de Puertollano.

La redistribución de la producción entre las distintas refinerías es una práctica a la que se suele acudir cuando se produce un accidente, como es el caso, o cuando se realiza una parada técnica en alguna de las plantas. De este modo, se reducen los costes que siempre acarrea la paralización y se está en condiciones de seguir atendiendo la demanda de producto.

El complejo de Puertollano alberga también la actividad petroquímica de Repsol YPF, que se desarrolla principalmente en este centro y en el de Tarragona. Medios del grupo indicaron que la producción en esta línea de negocio en la planta de Puertollano no se ha visto afectada por el incendio en la refinería.