EE UU

La SEC investiga a la filial de Alstom en EE UU por errores contables

La comisión de operaciones bursátiles (SEC, por sus siglas en inglés) ha abierto una investigación a ATI, filial estadounidense del grupo francés Alstom, que detectó errores contables en esta división en junio.

Alstom anunció el 30 de junio que integraría en sus resultados cerrados en marzo una carga adicional después de impuestos de 51 millones de euros, tras encontrar irregularidades contables en un contrato en fase de ejecución. La compañía señaló la semana pasada que efectuaría nuevas provisiones por 100 millones en su división de transporte de la ciudad de Hornell.

Por otra parte, un portavoz de Alstom confirmó ayer que la empresa reducirá durante el próximo año el número de sus efectivos en el Reino Unido, desde los 10.000 actuales hasta 5.000, debido sobre todo a la venta de varias de sus actividades. La noticia fue adelantada el domingo por el diario británico The Sunday Times

El portavoz de la empresa precisó que esta reducción de plantilla se efectuará sobre todo por medio de transferencia de empleos, principalmente por la venta de su división de turbinas a Siemens y de su segmento de transmisión y distribución a Areva, negocio que está localizado mayoritariamente en el Reino Unido.

Alstom estudia también la supresión de cerca de 1.000 empleos de su fábrica de trenes en Birmingham, dentro del plan de reducción de 5.000 empleos en Europa anunciado hace un mes y medio.