Resultados

Repsol mejora resultados por el alza del precio del crudo y el empuje de las ventas

Casi todos los factores que pesan en los resultados de Repsol YPF han tenido una evolución positiva en el primer semestre de este año. La empresa que preside Alfonso Cortina se ha beneficiado de un precio del crudo que aunque haya bajado tras el fin de la guerra de Irak, ha sido superior al del ejercicio precedente; también han tenido un impacto positivo los márgenes del refino y marketing, así como los menores gastos financieros por la reducción de la deuda.

La empresa destaca además que ha aumentado los volúmenes de ventas en sus negocios clave: producción de hidrocarburos, productos petrolíferos en su red de estaciones de servicios, petroquímica y gas natural licuado (GNL) en los mercados internacionales. Con estos crecimientos, señalan fuentes de la compañía, la fortaleza del beneficio no depende exclusivamente de los márgenes.

Y por áreas, la exploración y producción de hidrocarburos es la que ha experimentado mejor evolución. Su resultado operativo alcanzó los 1.213 millones, cifra un 75,5% superior a la del primer semestre del ejercicio anterior. Este incremento se ha basado en la cotización al alza de los precios del petróleo y el gas, así como en el aumento de la producción del grupo.

REPSOL 14,60 3,40%

En paralelo a la evolución del brent, el precio medio de venta del petróleo de Repsol YPF alcanzó los 25,81 dólares el barril, frente a los 18,2 dólares del año precedente. Además los precios del gas subieron un 40%. En esta área, el grupo se benefició igualmente del aumento de la producción, que se elevó a 1,082 millones de barriles al día, con un incremento del 9%. En este semestre, durante junio, Repsol registró el récord de su producción al alcanzar los 1,2 millones de barriles diarios. Argentina, Venezuela y Trinidad y Tobago contribuyeron a esa alza.

Y, pese a la caída de los márgenes en los tres últimos meses, el resultado operativo de refino y marketing aumentó un 50,3%, hasta 705 millones. Esta área se ha beneficiado, asimismo, del incremento de un 6% de las ventas, que alcanzaron los 6,5 millones de toneladas; esa evolución positiva se registró tanto en España como en Argentina.

Baja Gas Natural

En química, el resultado operativo llegó a 109 millones, lo que supone un incremento del 122,4%. Esta evolución se ha debido al aumento de las ventas y los mayores márgenes internacionales en la petroquímica básica y en la derivada en América Latina. Las ventas se incrementaron un 14%.

Pero la evolución positiva de las áreas anteriores se quiebra en la actividad de gas y electricidad. Su resultado operativo cayó un 81,2%, desde 526 millones de los seis primeros meses de 2002 hasta los 99 millones de este ejercicio. Esta caída se debe a varios factores, como la reducción de la presencia de Repsol YPF en Gas Natural. No obstante, en términos homogéneos, el resultado también habría disminuido hasta un 30%. Ese recorte se debe a la reducción de resultados de Gas Natural, tanto por su menor presencia en Enagás como por la modificación de la retribución de la actividad gasística.

Los resultados, mejores que los previstos por los analistas, se reflejaron en Bolsa con una subida del 0,42%, hasta 14,2 euros por acción.

Argentina deja de ser una losa para el grupo

Argentina ha dejado de marcar negativamente los resultados del grupo en los seis primeros meses de este año, con lo que Repsol YPF parece haber superado totalmente la crisis que estuvo unida a la debacle económica de ese país. La compañía no tuvo que realizar nuevas provisiones por sus activos argentinos. Por el contrario, la caída del peso repercutió favorablemente en un menor coste en euros de las inversiones y en los gastos operativos respecto a los anteriores a la crisis.

La petrolera, en la información que ha facilitado a los analistas, destaca que en el segundo trimestre la economía argentina ha mantenido la tendencia a la recuperación del periodo anterior. No obstante, se subraya que el ritmo de crecimiento ha sido inferior. Y el marco específico de la actividad petrolera evolucionó en condiciones muy similares a las de los tres primeros meses de este año, sin cambios regulatorios específicos. Además, Repsol se ve menos afectada por el sistema tarifario en ese país que otras compañías como Endesa o Telefónica, pero prorrogó el acuerdo con el Ejecutivo sobre estabilidad de precios.

La petrolera valora también positivamente la decisión del presidente de Brasil, Lula da Silva, de asegurar la disciplina fiscal y la estabilidad macroeconómica.

Por otro lado, y en conjunto, los resultados de Repsol YPF del segundo trimestre de este año fueron peores que los tres primeros meses, evolución similar a la de todas las petroleras. El resultado operativo se elevó a 946 millones, frente a los 1.129 millones del primer trimestre de 2003 y los 844 millones del segundo trimestre de 2002. El resultado después de impuestos se elevó a 493 millones, frente a los 672 millones logrados entre enero-marzo de este año. El Ebitda entre abril y junio ascendió a 1.502 millones, mientras que en los tres primeros meses de este ejercicio alcanzó los 1.689 millones.

Los gastos financieros se reducen un 73%

La deuda neta de la compañía a final de junio se situó en 6.424 millones de euros, con una reducción de 1.262 millones respecto al primer trimestre del presente ejercicio, lo que colocó el ratio de endeudamiento en el 25,9%, frente al 32,8% del mismo periodo de 2002. La reducción de deuda se tradujo en una rebaja de los gastos financieros del 73,2%, hasta los 170 millones. La compañía contaba con una liquidez de 4.873 millones.

Las inversiones realizadas por Repsol ascendieron a 2.138 millones, un 61,7% superiores a las del mismo periodo del año anterior. La subida se debe básicamente a las compras realizadas en Trinidad y Tobago. Las desinversiones se centraron en CLH.