Cuentas

Telefónica Móviles mejora sus ventas y gana 779 millones hasta junio

Telefónica Móviles obtuvo un beneficio neto de 779 millones de euros en el primer semestre de 2003, frente a las pérdidas de 4.333 millones registradas en el mismo periodo de 2002, según los datos facilitados hoy por la compañía.

Excluyendo el impacto de las provisiones extraordinarias netas contabilizadas en el primer semestre de 2002, el incremento anual del resultado neto del primer semestre de 2003 sería del 36,8% (779 millones de euros frente a 569 millones en el primer semestre de 2002), lo que, a juicio de la empresa, muestra que el crecimiento se deriva principalmente de la positiva evolución de los resultados operativos.

Así, los ingresos por operaciones crecieron un 2,6%, hasta los 4.635,9 millones de euros, en tanto que el beneficio antes de impuestos, intereses, amortizaciones y depreciaciones (Ebitda) fue de 2.127 millones de euros, un 14,1% más. Con tipos de cambio constantes, y excluyendo el impacto de la adquisición de Tele Centro Oeste (TCO), el aumento interanual de los ingresos consolidados fue del 12,5%. Las operadoras latinoamericanas, que se consolidan globalmente, representaron el 25% de los ingresos del grupo en el primer semestre

TELEFÓNICA 4,05 0,85%

En este punto, la empresa destaca la "favorable" evolución de los ingresos de Telefónica Móviles España, que logró un incremento interanual del 7,8%, fundamentalmente gracias a los mayores ingresos de servicio derivados de la sólida tendencia de los ingresos medios por cliente (ARPU), que por primera vez muestra crecimiento interanual en términos acumulados, y a las mayores ventas de terminales registradas en el segundo trimestre. Telefónica Móviles España aportó el 74,8% de los ingresos consolidados.

§Calidad§ de los resultados, según la empresa

A lo largo del segundo trimestre de 2003, se ha mantenido la fuerte generación de flujo libre de caja consolidado, que en los primeros seis meses del año se sitúa en 1.170 millones, lo que supone un incremento del 15%. Así, la filial de móviles de Telefónica acabó el primer semestre con una deuda financiera neta consolidada de 6.651 millones, lo que implica un aumento (7%) respecto a junio de 2002. La operadora explica este incremento por cambios en el perímetro de consolidación de los últimos doce meses, en concreto, con la adquisición de Pegaso y la constitución de Brasilcel, con una mayor asunción de deuda por la incorporación del Grupo Telesp Celular Participagoes).

En el primer semestre de 2003, la inversión ascendió a 466,2 millones de euros, aumentando un 4,8% en términos interanuales, impulsada por el despliegue de la red GSM en México. La empresa hace hincapié en los "crecimientos notables", que han sido posibles a pesar del impacto negativo de los tipos de cambio en la contribución a los resultados consolidados de las operadoras latinoamericanas. Añade, además, que el resultado neto del primer semestre de 2003 no viene afectado por partidas extraordinarias significativas, lo que refleja la "alta calidad" de sus resultados.