Dividendos

Microsoft sopesa repartir 10.000 millones de dólares en dividendos

El gigante de la informática Microsoft está estudiando repartir dividendos por un valor de más de 10.000 millones de dólares (unos 8.700 millones de euros) entre sus accionistas, según anunciaron ayer los diarios económicos Financial Times y Les Echos. æpermil;ste sería el mayor reparto de dividendos pagado por una empresa en la historia.

El motivo de este reparto, que podría hacerse en bloque o fraccionado en cuatro partes, según fuentes anónimas de la compañía, es la necesidad de reducir el excedente de efectivo, que alcanza actualmente los 46.000 millones de dólares (cerca de 40.035 millones de euros).

Pero la empresa, según las mismas fuentes, está estudiando otras tres opciones para deshacerse del exceso de efectivo: la recompra de acciones, nuevas adquisiciones o dividendos ordinarios más altos. Incluso podría decidir aplicar una mezcla de las cuatro. La decisión final, en cualquier caso, se espera para finales de año, según las citadas fuentes.

Los accionistas de Microsoft están presionando al gigante para que libere sus reservas de efectivo, según los diarios, porque éstas han crecido en exceso.

Este mismo año, la compañía tomó la decisión de comenzar a pagar dividendos que casi alcanzaron la cifra de 900 millones de dólares (alrededor de 783 millones de euros). En cualquier caso, la medida parece insuficiente para eliminar el exceso producido, ya que Microsoft sigue generando 3.000 millones de dólares de excedente de efectivo (2.610 millones de euros) cada cuatrimestre.

Nueva política de reparto

La principal empresa de software del mundo está sopesando cambiar su reciente política de retribución al accionista, para hacerla más generosa.

Las fuentes de la compañía citadas por los diarios consideran que cuando Microsoft anunció que entregaría ocho centavos (siete céntimos de euro) de dividendo por acción (el primer reparto de su historia), también avisó de que podría aumentar los dividendos más adelante, posibilidad que parece que va a hacer efectiva en este momento. Una opción es distribuir más de un dólar por acción a un coste de más de 10.000 millones de dólares.

Este cambio no está motivado únicamente por los 10.000 millones de dólares de excedente de efectivo generados cada año. La iniciativa del presidente de Estados Unidos, George Bush, de bajar los impuestos sobre los dividendos de las compañías estadounidenses es el otro factor determinante de la decisión de Microsoft.