Desempleo

El paro registrado aumenta en el último año, pese a cinco bajadas consecutivas

El mes pasado, casi 7.600 personas se dieron de baja de las listas del Instituto Nacional de Empleo (INEM). Así, la cifra total de parados en España asciende a 1.600.672 personas, según ha adelantado el ministro Zaplana a la salida del debate sobre el estado de la nación. Ese cómputo anual arroja, sin embargo, un balance de destrucción de empleo: hay 33.282 parados más que en junio de 2002, cuando estaban inscritas 1.567.390 personas.

Para Zaplana, a pesar de esas cifras, "nunca ha habido tanta gente trabajando como en estos momentos" en España y, asegura, "seguimos en una tendencia tremendamente positiva". Para el máximo responsable del Ministerio, "no hay por qué tener ningún tipo de duda de que esa evolución vaya a continuar porque los datos de este periodo de 2003 son mucho mejores que los de este mismo periodo del año pasado".

Este anuncio coincide con la publicación de la tasa de paro en la eurozona del mes de mayo, que elabora la Comisión Europea. Según estos datos, España repite una vez más como el país de la UE con mayor número de desempleados, con una tasa del 11,3%. Por otra parte, Trabajo ha informado de que el número de afiliados a la Seguridad Social creció en 27.492 ocupados en junio pasado, lo que supone "otro récord histórico". El Ministerio publicará el resto de los datos del paro y de afiliación correspondientes a junio en los próximos días.

"Triunfalismo", dice la oposición

El secretario de Política Económica y Ocupación del PSOE, Jordi Sevilla, ha calificado de "malo" el dato, porque el descenso de 7.590 personas es la menor disminución de ese mes en los últimos siete años de Gobierno. El secretario federal de Empleo de IU, Javier Alcázar, ha denunciado el "triunfalismo irresponsable" de Zaplana, por los mismos motivos.

Sevilla también ha apuntado que, "o la crisis económica internacional afecta a España más de lo que reconoce el Gobierno, o después de las denuncias del Partido Socialista, el Gobierno ha dejado de manipular las cifras del paro". Mientras, Alcázar ha querido recordar el expediente de regulación de Telefónica, asegurando que Zaplana "cierra los ojos al despido de 15.000 empleos estables y con derechos anunciados y se muestra eufórico por una rebaja insuficiente del paro registrado, donde la inmensa mayoría de trabajadores que han abandonado el registro del INEM se incorporan empleos eventuales, inestables, coyunturales y precarios".