Comercio exterior

El déficit comercial sube un 18% por el aumento del precio de las importaciones de petróleo

El déficit comercial registró un aumento del 18% durante los cuatro primeros meses del año, respecto al mismo periodo de 2002, hasta sumar 13.117,8 millones de euros, según ha anunciado hoy el vicepresidente segundo del Gobierno y ministro de Economía, Rodrigo Rato, durante su comparecencia en la Comisión de Economía del Congreso de los Diputados.

Este resultado es consecuencia de un crecimiento del 6,1% de las exportaciones, hasta 46.055,2 millones de euros, mientras que las importaciones sumaron 59.173 millones de euros, lo que representa un aumento del 8,5%. La tasa de cobertura hasta abril se situó en el 77,8%, 1,8 puntos porcentuales inferior a la registrada el año anterior.

Rato ha destacado que son unas cifras "significativas" teniendo en cuenta la desaceleración del comercio mundial y ha señalado que el aumento de las importaciones de bienes de equipo confirma la recuperación de la inversión industrial española.

Ligero crecimiento de las exportaciones

En términos reales, las exportaciones crecieron entre enero y abril un 6,7%, lo que implica una ligera aceleración respecto al cuarto trimestre de 2002, que registró un crecimiento del 6,4%. Por su parte, el crecimiento real de las importaciones se situó en el 8,9%, 1,5 puntos porcentuales inferior al del cuarto trimestre de 2002.

En cuanto a las exportaciones, el sector del automóvil y de los productos químicos fueron los más dinámicos durante los primeros cuatro meses de 2003, contabilizando tasas de crecimiento del 9,7 y 13,1%, respectivamente, con lo que se sitúan por encima del crecimiento medio de las exportaciones del periodo.

Energía, el 41% del déficit

Por el lado de las importaciones, la partida de productos energéticos, que supone un 41,1% del déficit comercial del primer cuatrimestre de 2003, aumentó su valor en un 14,9%. Rato ha explicado que la corrección a la baja de la cotización del crudo permite ser "optimista" sobre la evolución de la factura energética, ya que el precio del barril de petróleo en los meses de abril y mayo de 2003 fue casi un 20% inferior al existente en febrero y marzo de este año.

A la vista de estos datos, Rato ha afirmado que los flujos comerciales españoles continúan siendo "más dinámicos" que los de los principales países de la UE, debido a la mayor tasa de actividad de la economía española. No obstante, reconoció que las exportaciones de los principales socios comerciales de España se mantienen todavía "débiles".