Electricas

Unión Fenosa reducirá la deuda a 6.000 millones a finales de año

Fenosa habrá reducido su deuda financiera en la frontera de los 6.500 millones de euros cuando concluya en las próximas semanas el primer semestre de este ejercicio. Y con esa cifra habrá alcanzado el objetivo fijado para finales de año. Pero esta mejora se prolongará previsiblemente en meses posteriores, ya que el año podría cerrarse con un endeudamiento de 6.000 millones, 500 menos de los programados. A 31 de diciembre de 2002, su deuda superaba los 7.400 millones.

Y varias son las operaciones que van a permitir esa evolución. En los primeros seis meses del año, Fenosa ha suscrito una emisión de participaciones preferentes, con una cifra inicial de 500 millones, que ha alcanzado finalmente los 615 millones. Esta operación servirá para refinanciar deuda y mejorar sus ratios, ya que se considera básicamente como aumento de los fondos propios.

Adicionalmente, en los próximos días habrá concluido los trámites administrativos que le permitirán contabilizar la entrada del grupo italiano Eni en Fenosa Gas, la filial que agrupa sus intereses en la actividad gasística. Y aunque esta operación se materializa a través de una ampliación de capital por 440 millones de euros que suscribirá la compañía transalpina, Fenosa podrá mejorar su estructura financiera por desconsolidación de deuda.

Además, la eléctrica negocia la entrada de la empresa estatal de petróleo de Omán en la planta de regasificación de Sagunto, uno de los principales activos de Fenosa Gas. El capital de la citada planta quedaría repartido entre Fenosa, con un 30%; Omán, con un 20%, y el 50% restante pertenecería a Iberdrola y Endesa.

También se perfila un inminente acuerdo para la venta de una participación de su filial de energías renovables. En el muy probable caso de que la transacción se cierre con la también italiana Enel, la venta afectará a cerca del 80% de la compañía, aunque la contabilización de la operación podría tener lugar en el siguiente semestre. Entre los flecos que quedan por negociar se encuentra el reparto de la gestión de los activos, por los que también se había interesado un grupo inversor financiero, aunque en este caso sólo por la propiedad.

Titulización y REE

Pero a Fenosa le quedan más posibilidades para reducir endeudamiento en los próximos meses. Por un lado, está la titulización del déficit tarifario, que está pendiente de un última norma de Economía; mientras que también se beneficiará de la colocación del 28% del capital de Red Eléctrica de España. Fenosa reducirá su participación en esa compañía del 10% actual al 3%. Con estas bases, los analistas no albergan dudas sobre el cumplimiento de la meta fijada para el 2007: que la deuda quede en 5.000 millones.

También para los próximos meses la compañía que preside Alfonso Basagoiti espera elegir un socio para sus activos en México, en donde tiene comprometidas inversiones por más de mil millones de dólares para construir instalaciones con capacidad para 1.550 megavatios.