Zona euro

El BCE rebaja los tipos medio punto y coloca el precio del dinero en mínimos históricos

Para el gusto de los gobiernos de la eurozona, el Banco Central Europeo ha procedido en su reunión de hoy conforme a factores que considera favorables: la bajada de la presión inflacionaria, que descendió en mayo al 1,9%, y la apreciación del euro.

Se esperaba del banco emisor una rebaja del precio del dinero que respondiera al deseo de los líderes de la zona que comparten la moneda única y del Fondo Monetario Internacional, pero se desconocía si la rebaja final sería de un cuarto o de medio punto. La opción adoptada, que recorta los tipos de interés hasta el 2%, supone el mayor abaratamiento del dinero en un escenario de exiguo crecimiento económico, de una subida anual de la divisa comunitaria que ronda el 17% respecto del dólar y de riesgo de deflación en el motor de la zona, Alemania. Ese país será el que más se beneficie de la medida, junto con Francia e Italia, donde un bajo crecimiento acompaña una inflación controlada. No obstante, la bajada perjudica a países como Irlanda Grecia, con problemas inflacionistas y en España, perjudicará el ahorro de las familias, pero mejorará el volumen de exportaciones.

Para quienes tengan contratada una hipoteca tipo a 25 años, con un importe del préstamo de 120.000 euros, por ejemplo, se ahorrarán unos 29,71 euros en su cuota mensual con la aplicación de la rebaja en los tipos de interés frente al 2,5% actual.

Cura en salud

El presidente del BCE, Wim Duisenberg, ha explicado que el consejo de gobierno ha tomado esta decisión para estar seguro de que el fantasma de la deflación queda a distancia. El gobernador reconoce, eso sí, que el recorte está motivado por las previsiones que apuntan que los precios crecerán menos de un 2% este año y aún menos en 2004. Duisenberg ha señalado también que la apreciación del euro frente al dólar ha contribuido al freno de la inflación.

El máximo responsable del BCE ha pronosticado que el crecimiento del Producto Interior Bruto (PIB) de los doce países que comparten el euro será "muy débil en la primera mitad de 2003", por lo que han tenido que ser corregidas a la baja las previsiones para el conjunto del año y 2004.

En pro del crecimiento

La noticia coincide hoy con la última revisión de la Oficina de Estadísticas Comunitaria (Eurostat), que ha confirmado el parón de la economía del área euro hasta marzo y sólo un crecimiento mínimo, del 0,1%, en la UE. Hace dos días, el presidente de la entidad, Wim Duisenberg, vaticinó una ligera recuperación del PIB de la región para el segundo semestre de este año, dejando entrever el esperado recorte de tipos que hoy se ha producido, a la espera de que la inflación en la eurozona ronde el 2% en lo venidero y se contenga mayormente en 2004.

El temor a un rebrote inflacionario ha sido uno de los asuntos que, generalmente, ha frenado al BCE a recortar las tasas, desoyendo en ocasiones las insistentes peticiones de políticos y empresarios y con ello se estimulara el crecimiento. El último recorte se produjo el 6 de marzo, en 0,25 puntos y hasta el nivel más bajo desde abril de 1999.

Una bajada de los tipos es, asimismo, previsible en EEUU, donde el presidente de la Reserva Federal, Alan Greenspan, hizo un pronóstico similar al de su homólogo. Aludió al temor a que se vaya a producir una deflación, asegurando que debe tomarse en serio, aunque no sea concreto, porque sus consecuencias potenciales pueden ser muy graves.

Suecia rebaja y Reino Unido mantiene

El Banco Central de Suecia ha rebajo los tipos de interés medio punto, hasta el 3%, por encima del cuarto de punto que los analistas estimaron para Bloomberg. Con esta decisión, el banco central del país nórdico ha dejado el precio del dinero en su nivel más bajo desde noviembre de 1999. En el menor en 48 años están los tipos en Reino Unido, donde el Banco de Inglaterra, tal y como pronosticaron los expertos, ha mantenido los tipos de interés sin cambios en el 3,75%.