Opa

Echevarría anuncia su salida de la presidencia del Zaragozano en enero de 2004

El presidente de Banco Zaragozano, Felipe Echevarría, indicó hoy que dejará su cargo en la entidad en enero de 2004. Asimismo, el Barclays dio un paso más en la toma de control del banco al introducir en el Consejo Administración de esta entidad a sus dos máximos representantes en España, que se incorporarán como ¢consejeros dominicales¢ en el momento en que los supervisores aprueben la oferta de compra.

Echevarría, que accedió a la presidencia del Zaragozano el pasado 14 de marzo después de que Alberto Cortina y Alberto Alcocer presentasen su renuncia al ser condenados por el Tribunal Supremo, aseguró en una rueda de prensa previa a la junta de accionistas que celebraba el banco en Zaragoza que su salida responde a una ¢decisión personal¢, porque ¢en esta vida todo tiene su momento¢.

En cuanto a la fecha prevista para su retiro, explicó que será tras cerrar 2003 cuando ¢habrá cubierto la etapa en el Banco Zaragozano¢, una vez cumplidos los objetivos previstos para el ejercicio ¢en igualdad de condiciones de las que se han tenido con otros accionistas¢, cifrados en un incremento del margen financiero del 9% y del 12% en las comisiones.

Echevarría negó que esté haciendo proyecciones para su futuro profesional a pesar de que en algunos medios se ha apuntado su posible entrada en el consejo de una compañía del sector energético, porque ¢mal podría hacer ese compromiso si estoy pensando en planes futuros¢.

El presidente del Zaragozano se mostró en todo momento convencido del éxito de la opa formulada por Barclays, cuya ejecución está condicionada a la adhesión del 75,01% del capital, una vez ya se han asegurado la compra sobre cerca de un 54% -incluido el casi 40% en manos de los ex presidentes Cortina y Alcocer y el 10,2% que posee en consejero Ram Bahwnani-.

Fusión

La integración de ambas entidades, que en principio no supondrá la desaparición de ninguna de las dos marcas, sí provocará la eliminación de una de las sedes sociales, que previsiblemente será la que el Zaragozano tiene en Zaragoza.

La Junta celebrada hoy, que podría ser la penúltima del banco aragonés como entidad independiente -será necesaria al menos otra para aprobar la fusión-, se caracterizó hoy por la ausencia de los que todavía son los principales accionistas, Alberto Cortina y Alberto Alcocer, que en los últimos seis años habían presidido el acto.

Los pocos accionistas que tomaron la palabra en el turno de ruegos y preguntas se limitaron a felicitar al Consejo de Administración por la labor efectuada en los últimos años, mostraron su ¢nostalgia¢ por la desaparición de un banco centenario y pidieron consejo para reinvertir el capital que les entregará Barclays a cambio de sus acciones. Los responsables del Zaragozano les recomendaron suscribir un fondo de inversión garantizado que ha empezado a comercializar recientemente