BCE

La masa monetaria de la eurozona mantuvo un crecimiento estable del 7,9% en marzo

El crecimiento de la masa monetaria en circulación en la eurozona alcanzó el 7,9% en marzo, el mismo valor que el mes anterior, según ha informado hoy el Banco Central Europeo (BCE). El aumento del indicador refleja la atenuación de las incertidumbres ocasionadas por la guerra en Irak y el desvío de las inversiones bursátiles a activos más seguros.

En el trimestre de enero a marzo, este valor fue del 7,7%, frente al 7,3% del trimestre comprendido entre diciembre y febrero. Ambos porcentajes están muy alejados del valor recomendado por el BCE del 4,5%. El BCE revisó a la baja el valor correspondiente a febrero de este año, que redujo del 8,1 al 7,9%, así como el del trimestre comprendido entre diciembre y febrero, que rebajó una décima desde el 7,4%.

La masa monetaria incluye las monedas, billetes en circulación y las inversiones financieras a corto plazo, es decir, el dinero disponible rápidamente para la compra de bienes, y se utiliza como indicador de inflación a corto plazo. Esta cifra es inferior a la esperada por los analistas que preveían un alza del 8,1%.