"Caso Urbanor"

La fiscalía pide que Cortina y Alcocer ingresen en prisión por el 'caso Urbanor'

La Fiscalía de Madrid se ha opuesto a la suspensión de la ejecución de la sentencia del caso Urbanor que Alberto Cortina y Alberto Alcocer solicitaron al tribunal mientras se resuelve el indulto que han solicitado, a través de terceros, al Gobierno.

El fiscal pide que los dos empresarios ingresen en prisión para cumplir la condena de tres años y cuatro meses de cárcel que les impuso el Tribunal Supremo por delitos de estafa y falsedad en documento mercantil, porque, a su juicio, no existen razones para dejarla en suspenso.

El ministerio público afirma en su dictamen, remitido a la Sección Séptima de la Audiencia Provincial de Madrid, que dada la amplitud de las penas 'es claro que con la ejecución de las mismas no se va a frustrar la finalidad del indulto, ya que, aun descontado el tiempo de tramitación del preceptivo expediente, quedará pena suficiente para perdonar'.

Añade en el escrito que 'el principio general que rige la ejecución de las sentencias, las penales también, es el derivado del interés público que reclama que las resoluciones judiciales de carácter firme se cumplan', como es el caso. La Fiscalía de Madrid, dirigida por el fiscal jefe Mariano Fernández Bermejo, se muestra a favor de utilizar la suspensión 'con moderación'.

No considera, por otra parte, suficientes los motivos alegados por los condenados para suspender la pena. Los condenados argumentaron 'que la suspensión permitirá humanizar la acción de la justicia; que no causa perjuicio a nadie; que evitaría la adisonancia o incompatibilidad entre la rigurosa aplicación de la ley y la valoración ético-social, al menos para importantes sectores de nuestra población, merece la referida sentencia; que, en el presente caso, la condena carece de finalidad resocializadora y reinsertadora; que no existe riesgo de fuga; que se pondría fin a un largo proceso y que la suspensión evitaría agravar, aún más, las consecuencias que el proceso y su difusión han ocasionado a los penados, familiares y allegados'.

La última dimisión

En cuanto a una eventual venta del 40% que los Albertos controlan en el Zaragozano, siguen en pie las especulaciones que apuntan a la filial española del banco británico Barclays como posible comprador. El Zaragozano insiste oficialmente en que no hay ningún acuerdo de venta. Sin embargo, algunos de sus socios financieros señalan que, al margen de lo difundido desde hace tiempo por la prensa, los rumores están adquiriendo dimensiones considerables dentro del propio banco.

El consejo de administración de la entidad se reunió ayer, si bien en el orden del día sólo figuraba la formulación de cuentas de 2002, según un portavoz. Si bien, otras fuentes señalaron que en el consejo se desmintió la venta a Barclays del paquete de control del Zaragozano.

Ayer se produjo la última dimisión pendiente de los ex copresidentes, que ya han salido de Dragados, ACS, Indra, Ence e Inversis. Alberto Alcocer renunció ayer por la mañana como consejero en el holding de la entidad por Internet Inversis, en representación de la filial del Zaragozano Carthiconsa. Indra comunicó ayer a la CNMV la salida de Alcocer del consejo.