Balance 2002

El resultado neto de Altadis creció un 14,5% el año pasado

El grupo tabacalero Altadis aseguró ayer que el cierre de su ejercicio 2002 ha cumplido con sus expectativas más exigentes. Pablo Isla, copresidente de la compañía, aseguró que el incremento del 9,5% del ebitda -hasta 971 millones de euros- y el incremento registrado del 14,5% en el beneficio neto, que alcanzó los 435 millones de euros, 'se sitúan en el tramo alto de nuestras previsiones para ese año'.

La compañía ingresó 3.182 millones de euros, un 3,4% más, y logró un beneficio antes de impuestos de 673 millones de euros, lo que supone un incremento del 9,2% respecto al año pasado. Como consecuencia del buen ejercicio la compañía pagará un dividendo total con cargo a los resultados de 2002 de 0,70 euros, de los cuales, el 31 de marzo, abonará como dividendo a cuenta 0,31 euros.

Altadis aseguró ayer que 2002 ha servido para que la empresa refuerce su capacidad de crecer a través de adquisiciones. En este sentido, Jean-Dominique Comollí, copresidente de la compañía, explicó que Altadis tiene capacidad para adquirir, siempre que resulte ganadora en los procesos de venta abiertos, los monopolios tabacaleros italiano (ETI) y marroquí (Regie de Tabacs). 'Y lo podrá hacer sin necesidad de tener que ampliar capital, ya que nuestra capacidad de endeudamiento nos permite sobradamente presentar ofertas competitivas', aseguró.

Amortizar autocartera

La compañía tiene previsto amortizar después de su próxima junta de accionistas un 4% de su capital que posee como autocartera generada durante este año. Y analiza la posible compra de una fábrica de cigarrillos en Serbia, propiedad del monopolio de esta país en fase de privatización.

Los dos copresidentes indicaron que Altadis sustentará su crecimiento en 2002 en dos factores principales: el ahorro de costes producto de la culminación del plan de reestructuración y subidas de precios, que se situarán entre un 3% y un 5% más de media.