Fraude contable

Ahold asegura que mantendrá su actividad en España con normalidad

La compañía de distribución holandesa Royal Ahold ha confirmado hoy que "continuará con normalidad la actividad del grupo en España" tras reconocer ayer que infló sus beneficios en 500 millones de dólares durante los últimos tres ejercicios. La matriz de Ahold España quiere así tranquilizar a proveedores y clientes de su red de tiendas en la Península, Ceuta y Canarias, compuesta por 490 supermercados Superdiplo, 48 tiendas turísticas Netto, 48 hipermercados Hipersol e Hiperdino y 39 almacenes mayoristas (cash and carry) CashDiplo.

Fuentes de la patronal de fabricantes de alimentación, la FIAB, han indicado que la situación que ha generado para los proveedores de alimentación "no parece preocupante ya que este grupo cuenta con una liquidez suficiente, tal y como demuestran las adquisiciones realizadas en España".

El analista David Cabeza, de la sociedad bursátil Renta 4, ha explicado que dada la nueva situación financiera de Ahold "es lógico que se replanteen la estrategia a nivel de grupo y se retoquen los planes de inversiones previstos en sus filiales". "La realidad financiera del grupo ha cambiado y es posible que Ahold, que ha registrado una política agresiva de compras por todo el mundo en los últimos años, decida vender parte de sus activos", ha comentado Cabeza.

Por su parte, Marc Flaquer, de Gaesco Bolsa, ha apuntado que las irregularidades contables de una empresa como Ahold "pueden afectar al sentimiento del mercado en general y no a otras empresas del sector de la distribución alimentaria". Sí ha reconocido que "la distribución alimentaria es un sector de bajo riesgo en cuanto a actividad económica y que una irregularidad contable es muy negativa para la imagen de la empresa".

El 1 de septiembre de 2002, Royal Ahold sustituyó a José María Vara como consejero delegado del negocio en España, un cargo que ocupó Gerad Van Breen, que hasta entonces era el máximo responsable de la división de compras de la matriz, con el objetivo de reducir más los costes de la empresa. En noviembre, fuentes de Ahold España confirmaron su intención de invertir entre 2003 y 2005 un total de cinco nuevas plataformas logísticas de unos 50.000 metros cuadrados de superficie cada una.

Dicha inversión surge tras romper Ahold España su acuerdo con la central de compras IFA Española el 1 de abril de 2001, para así pasar a operar de forma independiente tras "el aumento de sus acuerdos con proveedores internacionales". Royal Ahold, que tiene 9.000 tiendas de diversos formatos repartidas en 28 países, controla también en España el 50% de Bodegas Williams & Humbert, situada en Jerez de la Frontera y que en 2002 elevó sus beneficios brutos un 59%, hasta los 3,1 millones de euros.