Marca

Hot English Center frena su expansión por la crisis de las academias

La empresa valenciana Hot English Center, creada hace un año para implantar secciones de inglés para profesionales en academias, ha suspendido su plan de expansión en España ante la crisis que vive el sector por los cierres de cadenas como Opening o Cambridge.

La empresa creada por un grupo de profesionales y publicistas creó la marca SLC -Specific Language Center- para identificar el método tradicional de enseñanza, sin pago por adelantado, frente al utilizado por las nuevas academias.

El director general de la compañía, Alberto García, dejó la empresa el pasado mes de enero y la academia está 'en proceso de reestructuración', según una portavoz. Hot English Center tiene 40 academias adheridas, la mayoría en la Comunidad Valenciana, que se benefician de las campañas de publicidad de la marca SLC y pagan un canon variable en función del número de matrículas que tienen. Se trata de academias tradicionales donde Hot English ha introducido un espacio específico bajo la marca SLC dedicado a la enseñanza de inglés para profesionales, con un método basado en la enseñanza presencial y en actividades de ocio.

Los planes de la compañía eran iniciar la expansión en Madrid y Barcelona a finales de 2002 y, más adelante, llegar a toda España con el objetivo de alcanzar 800 centros asociados. Según la portavoz de la empresa valenciana, 'el objetivo ahora pasa por consolidar lo que ya tenemos y revisar los planes con la nueva dirección'.