Crisis

Los bancos acreedores de Fiat intentan vender las divisiones de seguros y aviación

Los principales bancos acreedores del grupo Fiat han iniciado contactos para buscar compradores interesados en la adquisición de las divisiones de aviación (Fiat Avio) y de seguros (Toro Assicurazioni) de la multinacional italiana.

El objetivo de esta operación es evitar que las agencias de calificación financiera rebajen los rating asignados al grupo Fiat, según informa hoy el 'Financial Times', que asegura que la compañía de Turín desmintió haber efectuado mandatos para vender Fiat Avio y Toro, valoradas en 1.500 y 2.500 millones de euros, respectivamente.

La agencia de calificación financiera Moody's situó el pasado mes bajo vigilancia los rating asignados a Fiat, por lo que esta semana o la próxima podría llevar a cabo una rebaja de los mismos.

El próximo miércoles está previsto que se celebre una reunión entre los bancos acreedores de Fiat y la dirección del grupo con el fin de estudiar la posible venta del 51% de Fidis, sociedad especializada en la financiación de automóviles.

Plan de reestructuración

El pasado viernes, los bancos impusieron sus criterios en Fiat. El consejo de Administración anunció que mantiene a Paolo Fresco como presidente del grupo y nombró a Alessandro Barberis consejero delegado. Los dos son partidarios de apoyar el plan de reestructuración emprendido por Fiat, que incluye el despido de 1.800 empleados, al que se ha opuesto el Gobierno de Silvio Berlusconi. Este plan ha sido defendido también por los bancos que concedieron en mayo un préstamo al grupo de 3.000 millones de euros.