Apoyo

Botín se compromete con Lula a mantener las líneas de crédito a Brasil

El presidente del Santander Central Hispano, Emilio Botín, se reunió ayer en São Paulo con el presidente electo de Brasil, Luiz Inácio Lula da Silva, a quien le garantizó que el banco, a través de su filial Banespa, mantendrá las líneas de crédito para los exportadores del país, que para 2003 ascienden a 2.000 millones de dólares.

Botín expresó su confianza en Lula y su voluntad de colaborar con el próximo Gobierno.

'Estamos convencidos de que Brasil está entrando en una nueva etapa y de que el presidente electo y su gobierno van a combinar una política responsable y equilibrada con su programa de mejoras sociales', dijo.

SANTANDER 3,18 -0,56%

Asimismo, el presidente del SCH aseguró que el grupo mantiene en su cartera títulos de la deuda pública brasileña por 4.000 millones de dólares y que 'estamos satisfechos con esos papeles'.

Banespa aportó a la campaña electoral de Lula 1,4 millones de reales (416.300 euros), convirtiéndose en el segundo mayor donante del Partido de los Trabajadores. El Santander matizó ayer que el Banespa aportó la misma cifra a la campaña de su rival, José Serra.

Por su parte, Lula sufrió ayer su primera crisis política tras las críticas hechas públicas por su aliado y ex presidente Itamar Franco, por rechazar una batería de ayudas sociales propuestas por su partido. El Partido de los Trabajadores, de Lula, se alió con el actual partido de gobierno para vetarlas.