Ayudas

Piqué propondrá a Montoro prolongar las ayudas del plan Prever

No es ningún secreto que el Ministerio de Hacienda no es partidario de la continuidad del plan Prever', dijo ayer Josep Piqué en referencia al programa que incentiva el cambio de automóvil con un descuento en el impuesto de matriculación y que finaliza el 31 de diciembre de 2003. 'Pero tampoco es un secreto' -añadió- 'que nosotros intentaremos convencer al ministro Cristóbal Montoro'.

El plan Prever está en vigor desde 1997 y la industria automovilística ya ha solicitado la continuidad del mismo, a pesar de que en los últimos 10 meses el empleo de este programa ha caído un 19,1%.

El Ministerio de Hacienda no se ha pronunciado todavía sobre la continuidad o no de este plan, que ha propiciado cerca de 1,5 millones de operaciones de cambio de un vehículo antiguo por otro nuevo. Tampoco el Ministerio de Ciencia y Tecnología ha acudido formalmente al ministerio de Montoro para reclamar o estudiar la ampliación en el tiempo del plan Prever.

Preguntado sobre si el próximo programa de ayuda al cambio de vehículo incluirá compensaciones para ciclomotores, Piqué expresó su deseo de que así sea con un pensativo 'ojalá'.

El ministro de Ciencia y Tecnología hizo estas declaraciones en el transcurso del Forum Europa, organizado por Nueva Economía y Europa Press.

El Gobierno tratará de aprobar la nueva Ley General de Telecomunicaciones 'antes de que acabemos esta legislatura', según sus palabras, que reducirá 'al máximo el intervencionismo' en el sector, según comentó el titular de Ciencia y Tecnología. Piqué insistió en la necesidad de mantener las inversiones en tecnología y criticó la reducción de capital llevada a cabo por algunas empresas tecnológicas con motivo de la crisis económica.

'Se suavizan enormemente las condiciones de los proyectos empresariales para que puedan sobrevivir, pero se les pide el mantenimiento de un esfuerzo inversor', subrayó, y recordó que las operadoras concesionarias de licencias de telefonía han adquirido compromisos financieros de 7.000 millones.

El ministro se refirió al acuerdo de fusión entre Canal Satélite y Vía Digital señalando que hoy están abiertos todos los escenarios posibles: 'Que se autorice, se deniegue o se apruebe con condiciones'.

El próximo día 13 el Tribunal de Defensa de la Competencia se pronunciará sobre el acuerdo de las dos compañías y entonces el Gobierno dispondrá de un mes para estudiar la operación y tomar una decisión al respecto.

Preguntado sobre si el Gobierno autorizará que un mismo operador de televisión tenga participaciones en distintas televisiones, Piqué prefirió desmarcarse de la cuestión. 'Le preguntaré al ministro de Ciencia y Tecnología', bromeó. Sí que destacó la necesidad de acelerar la digitalización de los medios: 'La radio y la televisión serán digitales o no serán', sentenció.

Unamuno, en la memoria

En España 'pesa todavía demasiado Unamuno, es decir, que inventen ellos', observó Piqué al mencionar la salud de la investigación. 'Hay un componente cultural en nuestro país sobre el tema de la investigación que no hemos logrado superar del todo', dijo y expresó la opinión de que los jóvenes españoles no tienen una vocación científica 'con la misma intensidad que los jóvenes europeos'.

Según el ministro, se trata de un problema de mentalidades. 'A veces es más fácil cambiar el marco fiscal que cambiar las mentes'.