Perspectivas

AOL Time Warner rebaja la previsión de ingresos de su filial de Internet

La primera empresa de comunicación del mundo, la estadounidense AOL Time Warner, rebajó ayer las previsiones de ingresos de su división de acceso a Internet para este año como consecuencia del débil mercado de la publicidad.

En un comunicado de prensa, señaló que, sin embargo, mantiene sin cambios las previsiones de ingresos y cash flow (beneficios más amortizaciones) de la empresa para el conjunto del año, ante la mejora de otros negocios.

Anteriormente, los directivos de AOL Time Warner habían previsto un aumento de los ingresos consolidados en 2002 entre un 5% y un 8% respecto al año anterior.

Las estimaciones de los analistas de Wall Street apuntaban hasta ahora que el crecimiento de los ingresos de la empresa estaría entre el 7,3% y el 11,2% respecto al año anterior.

Las acciones de AOL, que han caído fuertemente desde principios de año por varios factores, volvían a bajar ayer. El reconocimiento explícito el pasado mes de julio de que contabilizó de forma incorrecta 49 millones de dólares (una cifra similar en euros) en ventas provenientes de tres transacciones publicitarias hizo que la compañía marcara mínimos.

Según los nuevos cálculos de la empresa, los ingresos por publicidad y comercio de la división de Internet para este año serán de 1.700 millones de dólares, muy por debajo de los 2.700 millones de dólares que registró durante 2001.

Por otra parte, se espera que el Ebitda (beneficios brutos de explotación) esté entre 1.700 y 1.800 millones de dólares, lejos de los 2.900 millones registrados en 2001. El pasado mes de julio, AOL Time Warner estimó un Ebitda entre 1.800 y 2.200 millones de dólares.

AOL Time Warner está empeñada en recuperar sus ventas de publicidad tras tres trimestres de caídas. Varios de los clientes publicitarios de la división de Internet se han visto obligados a cerrar y el crecimiento de sus suscriptores se ha ralentizado. Todo ellos ha contribuido a que la cotización de las acciones experimentaran el año pasado una caída del 60%.