Previsión

La economía alemana creció un 0,25% en el segundo trimestre, según el Bundesbank

El Producto Interior Bruto (PIB) de Alemania aumentó un 0,25% en el segundo trimestre respecto al periodo anterior, en el que creció un 0,2%, según las estimaciones del Banco central alemán, el Bundesbank, en datos corregidos de las variaciones estacionales publicados hoy en su informe mensual de agosto.

El banco central aprecia una débil subida en el consumo privado pero, paralelamente, cree que las consecuencias de la crisis económica todavía afectan al mercado laboral.

Alemania, que entró en recesión a finales del pasado año, es el país de la eurozona que más ha acusado la crisis económica estadounidense y en el conjunto de 2001 su Producto Interior Bruto (PIB) mejoró sólo un 0,6%. Para el conjunto de este año, el Gobierno germano espera un avance del PIB del 0,75%.

"Dadas las sostenidas condiciones monetarias favorables, junto con una clara estabilidad de precios y nuevas correcciones de inventarios, el crecimiento en general en el verano puede ser algo más alto que hasta el momento", señaló el banco alemán, que precisó que la economía se encuentra todavía en las primeras etapas de la recuperación.

Asimismo, explicó que las huelgas de la construcción y de algunos sectores industriales han afectado a la recuperación de la economía alemana, muy sensible tanto a los conflictos domésticos como internacionales.

El Bundesbank advirtió además del riesgo de que Alemania supere este año el déficit público del 3% del PIB, por lo que no podría cumplir el Pacto de Estabilidad pactado por los países de la zona euro.

"Una estricta limitación de los déficits a todos los niveles del Estado es absolutamente necesaria para el resto del año para no alcanzar el límite del 3%", señaló el Bundesbank en su informe mensual.

El banco central germano precisó que sería "prácticamente imposible" que el Gobierno que preside Schröder pueda alcanzar sus objetivos de recaudaciones fiscales fijados en mayo. En el primer semestre del año, los ingresos fiscales en la Administración alemana y en los Estados federales cayó un 0,5% respecto al mismo periodo del año anterior.