Desempleo

El PSOE recurre la reforma laboral por invadir competencias regionales

IU se sumará a la iniciativa del PSOE. El ministro de Trabajo aseguró que el recurso es una acción simbólica, y ofreció, de nuevo, diálogo a sindicatos, patronal y grupos políticos. El portavoz del Grupo Parlamentario Socialista, Jesús Caldera, dijo ayer que este recurso se presentará a finales de julio, e invitó a otros grupos políticos a sumarse a esta iniciativa. Caldera, quien justificó esta medida en que 'no hay medidas más anticonstitucionales y que agredan más a la Constitución que el recorte en los derechos sociales de manera autoritaria', expuso tres razones por las que su partido presentará este recurso.

La primera de ellas es el 'uso indebido' de un instrumento excepcional como es el decreto-ley, ya que 'aquí no hay razones de urgencia, ni razones excepciones para decidir mediante un decreto-ley el recorte de las prestaciones sociales de los españoles'.

La segunda razón es, según Caldera, que existe en el texto del Gobierno un 'clarísimo supuesto de inconstitucionalidad' porque 'el decretazo altera las condiciones para tener derecho a la prestación por desempleo'. En este sentido, lamentó que lo que hasta ahora era una prestación contributiva y un derecho se transforma en 'una prestación discrecional'.

Como tercera razón, enumeró la 'invasión de las competencias autonómicas, puesto que en su contenido se dictan normas que forman parte de la ejecución de la legislación laboral, competencia que tienen las comunidades'. Explicó que en 'el decretazo se eliminan derechos que estaban vigentes en España desde 1926', como los salarios de tramitación.

Por su parte, el ministro de Trabajo, Juan Carlos Aparicio, aseguró ayer que dicho recurso de inconstitucionalidad tiene un carácter 'simbólico', porque 'no hay un solo motivo para presentarlo'. Aparicio afirmó ser 'respetuoso' con la decisión, aunque instó al PSOE a proponer alternativas.

En una conferencia en el foro Tribuna Barcelona, el titular de Trabajo aseguró que el Ejecutivo está abierto al diálogo y que, aunque no piensan retirar el decreto, 'el documento es negociable, a todo el mundo se le debe escuchar', informa Pilar Abril. 'El texto ya recoge aportaciones de quienes han querido sentarse a dialogar', afirmó Aparicio, mostrándose abierto a 'perfeccionarlo' en el trámite parlamentario.

En este sentido, anunció que la carta que han enviado los sindicatos al presidente del Gobierno 'tendrá respuesta en los próximos días'. A preguntas de algunos empresarios que reprocharon al Gobierno 'las formas' en la aprobación del mencionado decreto, Aparicio se esforzó en demostrar la solidez del diálogo social durante la actual legislatura. Respecto al desencuentro que el decreto ha provocado entre el PP y CiU, aseguró que el 'Ejecutivo ha abierto un periodo de reflexión'. El vicepresidente del Gobierno y ministro de Economía, Rodrigo Rato, considera que no hay base jurídica para recurrir el decreto.