Fusión

Glaxo y Bristol-Myers negocian un acuerdo de fusión, según 'The New York Times'

El diario estadounidense mencionaba fuentes cercanas a las conversaciones entre las dos empresas según las cuales ambos laboratorios se habrían reunido en las oficinas de Bristol-Myers, en Princeton, Nueva Jersey, para llegar a un acuerdo sobre una fusión. En Londres, el portavoz de Glaxo SmithKline, Alan Chandler, rehusó hacer comentarios sobre la información publicada por el diario neoyorquino pero dijo que la empresa británica no tenía previsto emitir un comunicado, lo que indicaría que el acuerdo no es inminente.

Si llegaran a fusionarse, la empresa resultante de la unión tendría un valor de mercado de unos 190.000 millones de dólares y unas ventas anuales de 48.000 millones de dólares. Además, sería el mayor laboratorio farmacéutico en participación de mercado, aunque seguiría por detrás de Pfizer Inc en términos de capitalización de mercado.

Sin embargo, los inversores no reaccionaron con demasiado entusiasmo a la idea de unir a dos gigantes del sector que tienen unas nuevas líneas de medicamentos relativamente débiles. "Este podría ser el caso de unir, simplemente, empresas con líneas de productos poco atractivas que no harían una propuesta muy interesante (al mercado)", dijo Mark Embley, de la empresa Singer & Friedlander Investment Management.

Las ganancias de estas empresas están amenazadas por las ventas de versiones más baratas de sus medicamentos más solicitados, que están a punto de perder la protección de la patente.

Esta situación ha obligado a los directivos de las empresas a lanzar productos que produzcan fuertes ventas para llenar la brecha o a recortar los costos para mantener las ganancias.