Hacienda

Mañana concluye el plazo para solicitar la devolución rápida del IRPF

Mañana, 16 de abril, acaba el plazo para que los contribuyentes no obligados a declarar en el Impuesto sobre la Renta de las Personas Físicas (IRPF) puedan solicitar la devolución rápida, sin perjuicio de que la Agencia Tributaria siga admitiendo en días posteriores las solicitudes que se manden por correo.

La Agencia Tributaria comenzó a ingresar las devoluciones a mediados de marzo y a finales de la semana pasada había realizado 439.946, lo que representa un aumento del 120 por ciento respecto a las realizadas en el mismo periodo del año pasado. El importe de las devoluciones realizadas hasta ahora asciende a 129,29 millones de euros, un 155 por ciento más que en 2001.

La petición de la devolución rápida se puede realizar a través de la carta que la Agencia Tributaria ha enviado a los contribuyentes que el año pasado se acogieron a este sistema y a los que presentaron declaración sin estar obligados a ello. En caso de no tener carta, sólo hay que presentar el modelo 104 y 105 de solicitud de devolución para no declarantes.

Si los datos que la Agencia Tributaria le comunica en la carta no han variado (estado civil, número de hijos, año de nacimiento, domicilio y cuenta corriente), basta con que el ciudadano la firme y la envíe por correo, la entregue en las oficinas de Hacienda o la confirme telefónicamente. La Agencia Tributaria realiza entonces el cálculo de la devolución y en unos días se la envía y procede a ingresar el importe.

Los contribuyentes que pueden beneficiarse de la devolución rápida son, con carácter general, aquellos que hayan percibido en el ejercicio 2001 rendimientos del trabajo procedentes de un único pagador inferiores a 21,035 millones de euros brutos anuales (3,5 millones de euros) o procedentes de varios pagadores si la suma del segundo y sucesivos no supera la cantidad de 601,01 euros brutos anuales.