Convenios colectivos

Los convenios firmados hasta febrero incluyen una subida salarial del 2,7%, por debajo del IPC

De esta manera, se constata que la moderación salarial está marcando la negociación colectiva de este año, de acuerdo con las recomendaciones realizadas por patronal y sindicatos en el acuerdo interconfederal suscrito el pasado 20 de diciembre. En el conjunto de 2001, la subida media contemplada en convenio fue del 3,48%.

Los convenios registrados hasta finales de febrero afectan a 2.484.200 trabajadores, de los que la inmensa mayoría (2.480.195) están afectados por revisiones salariales de convenios de carácter plurianual, cuyo aumento alcanzó el 2,7%. El resto de trabajadores (4.005) están cubiertos por convenios de nueva firma, cuyo incremento medio se situó en el 3,4%.

Desde el ámbito funcional, sigue existiendo un importante diferencial entre las subidas pactadas en los convenios de empresa y en los sectoriales (2,3 y 2,8%, respectivamente).

Por sectores, el mayor crecimiento de las tarifas salariales se registra en construcción (3,7%), seguido por agricultura (3,5 por ciento), industria (2,9%) y servicios (2,5%).

Laes empresas de trabajo temporal reclaman más flexiblidad

La Asociación Estatal de Empresas de Trabajo Temporal (AETT), integrada en la CEOE, ha remitido un escrito al Gobierno español, en su calidad de presidente de turno de la Unión Europea, en el que le reclama una mayor flexibilidad del mercado laboral para crear más empleo. En este sentido, la patronal de las ETT's considera que la directiva comunitaria sobre empresas de trabajo temporal debe garantizar el "justo equilibrio" entre la protección de los trabajadores, la creación de empleo y el crecimiento económico, sin limitar ni restringir el desarrollo de la actividad empresarial. De acuerdo con sus datos, las ETT's podrían dar empleo en 2010 a más de 18 millones de personas en Europa, lo que representa 6,5 millones de trabajadores puestos a disposición diariamente, el 4,4% de la población activa.

El PP limita a un 10% el incremento máximo de la pensión del trabajador que retrase su jubilación

El PP ha decidido enmendar el proyecto de Ley de medidas para el establecimiento de un sistema de jubilación gradual y flexible con una quincena de propuestas, la mayoría de ellas de tipo técnico, entre las que incluye una para limitar a un 10% el incremento máximo de la pensión de que se beneficiarán los trabajadores que retrasen su jubilación más allá de la edad legal de 65 años, según las enmiendas a las que tuvo acceso. El proyecto de Ley establece que los trabajadores podrán ver mejorada su pensión en un 2% de la base reguladora por cada año que retrasen su retiro más allá de los 65 años, porcentaje que los socialistas quieren que se duplique y pase al 4%. El Grupo Popular, sin embargo, introduce ahora una modificación para que la base reguladora de las pensiones en estos supuestos no sea nunca superior al 110%. Es decir, que a partir de los 70 años de edad, los trabajadores no verán incrementada su pensión por mucho tiempo que permanezcan en el mercado laboral. Los populares también precisan que para acceder a la jubilación anticipada se deben tener cumplidos 61 años "reales", sin que puedan aplicarse los coeficientes reductores previstos por la realización de trabajos penosos, peligrosos, tóxicos o insalubres. Además, clarifican la escala de coeficientes reductores de la pensión previstos para quienes se jubilen antes de los 65 años para determinar, expresamente, que los años de cotización que se exigen son años de cotización "completos", al contrario de lo que sucede en la aplicación del coeficiente sobre base reguladora para hallar la cuantía de la pensión, donde sí se tienen en cuenta las fracciones de año.