Mercado único digital: segunda fase

Mercado único digital: segunda fase

La CE debe fijar nuevos objetivos para aprovechar este espacio

El actual presidente de la Comisión Europea, ya desde su discurso de investidura ante el Parlamento Europeo, señaló como una de sus diez prioridades el desarrollo de un mercado único digital en la Unión Europea. La creación dentro de la ejecutiva comunitaria de una vicepresidencia dedicada a la dirección de tan ambicioso proyecto, fue la confirmación de la voluntad política de avanzar en la digitalización de Europa. La publicación en mayo de 2015 de la hoja de ruta para la construcción del espacio digital europeo marcó el punto de partida de una intensa actividad propositiva de la Comisión Europea.

El bienio 2015-2016 ha sido uno de los periodos en los que la Comisión Europea ha hecho mayor uso de la iniciativa legislativa en materia de economía digital. Dieciséis propuestas de decisiones, directivas y reglamentos han sido presentadas para debate en Consejo y Parlamento, que abarcan comercio electrónico, mercado de las telecomunicaciones y sector audiovisual. Sin embargo, han quedado aparcadas iniciativas legislativas que eran esperadas, como la regulación de las plataformas digitales y la redistribución de responsabilidades en la cadena de valor digital. El cierre en falso en este ámbito ha quedado de manifiesto en las recientes polémicas sobre la presencia de publicidad en sitios web extremistas en Reino Unido y las multas que quiere imponer el Gobierno alemán a las redes sociales por su permisividad a la hora de publicar mensajes de odio.

La aprobación definitiva de las iniciativas legislativas para alcanzar el mercado único digital no se producirá hasta bien entrado 2018. No obstante, las instituciones europeas han abierto el proceso para desarrollar su segunda fase. En la primera reunión del Consejo Europeo celebrada en Bratislava tras el referéndum británico que ratificó el brexit, los 27 Estados miembros restantes manifestaron su interés de realizar una revisión de la estrategia digital de Europa. La Comisión Europea tiene el deber de publicar el próximo mes de mayo una comunicación que incluya medidas complementarias a las desarrolladas hasta la fecha y sirva de base para el debate de los jefes de Estado y de Gobierno en el Consejo Europeo de junio.

El Ejecutivo comunitario ha realizado la apertura de los espacios de deliberación sobre la renovación de la estrategia digital europea. De un lado, publicó en el mes de febrero el documento no oficial Avanzado el futuro digital de Europa. De otro, se ha celebrado en Roma el 23 de marzo el Día Digital, en el que responsables ministeriales de distintos ámbitos sectoriales exploraron los beneficios que la tecnología digital puede aportar al diseño de políticas en su respectiva área de competencia.

El documento no oficial de la Comisión Europea apunta a acciones destinadas a crear el entorno para explotar plenamente un nuevo espacio digital común.

El Ejecutivo llama a incrementar la inversión en infraestructuras de tratamiento de datos y conectividad que faciliten la transformación digital de la economía europea, particularmente en el ámbito industrial y de la pyme. De igual modo, identifica como precondiciones para poder explotar las oportunidades que abre el mercado único digital reforzar las competencias digitales de los ciudadanos y promover la confianza en el nuevo entorno mediante la renovación de la estrategia de ciberseguridad europea.

El mercado único digital abre también la puerta a grandes proyectos comunes entre los Estados miembros. El nuevo espacio común digital se constituye en piedra angular para desarrollar de modo más efectivo las políticas sectoriales compartidas por los Estados miembros. Tanto en el documento no oficial de la Comisión Europea como dentro del Día Digital celebrado en Roma se ha puesto el foco en uno de ellos: la creación de un área común para la movilidad conectada e inteligente. La importancia que da el Ejecutivo comunitario al proyecto queda de manifiesto por su uso como herramienta para ilustrar los escenarios alternativos para el futuro de la Unión Europea en su reciente libro blanco sobre la materia.

Finalmente, la renovación de la estrategia europea tampoco podrá ser ajena a la creciente automatización. El Parlamento Europeo aprobó la resolución llamando al desarrollo de leyes civiles sobre robótica. La Comisión Europea anunció tras esta iniciativa parlamentaria presentar medidas en la materia antes de final de año.

Se abre una nueva fase del desarrollo del mercado único digital. El esfuerzo para derribar las barreras entre Estados miembros realizado estos dos últimos años habrá sido en vano si no se establecen nuevos y ambiciosos objetivos que permitan aprovechar el nuevo espacio. Europa está ahora en mejores condiciones para recuperar el liderazgo digital perdido.

 Emilio García García es Vocal de Astic

Normas
Entra en EL PAÍS