Wall Street consolida en máximos
Trading en el Ibex
DESOLADOR GOLPE. Después de reconquistar por la mínima el soporte clave de los 19.092/62 puntos el pasado viernes, los bajistas se emplearon a fondo ayer en el derrotado Mibtel. El nuevo zarpazo trazó un devastador Marubozu que ratifica el potencial de los osos tras el Doble techo dejado en los altos.

La garra de los osos sigue muy afilada en Europa

Nuevo y rotundo zarpazo bajista en nuestro continente. Sólo el Footsie mantuvo el tipo

Poco duraron bajo control alcista los soportes clave del estricto corto plazo reconquistados el pasado viernes en gran parte de los selectivos europeos. Los osos detuvieron con insultante autoridad el intento de reestructuración de sus adversarios nada más empezar la semana. Ya en apertura daban el primer aviso golpeando con fuerza, especialmente en el Mibtel y el Dax. El zarpazo no pasó a mayores. Todos los selectivos se recuperaban con rapidez, entrando en positivo. Los toros volvían a la carga con más ilusión que decisión. Pero pronto se desveló que todo era una brillante trampa. Otra más. Los bajistas asestaban un segundo zarpazo y esta vez ya no hubo piedad. No se detuvieron hasta el final de la sesión. La estrategia de los osos para iniciar un proceso correctivo de mayor profundidad se reactivaba, demostrando la fiabilidad de sus formaciones de vuelta.

El duro golpe bajista impedía al Ibex dar continuidad al pequeño giro en forma de Doble suelo dejado por encima del soporte clave de los 9.269 puntos y cerrar la parte superior del hueco a la baja dejado entre los 9.504/472 puntos, ahora resistencia inmediata. Aunque el selectivo español aguantó bien el primer zarpazo, nada pudo hacer tras la violencia del segundo. Se vino abajo como el resto y acabó con descenso del -1,11% hasta los 9.357 puntos. Trazó sólida Envolvente roja con mínimas sombras en ambos extremos que a buen seguro pondrá a prueba la citada formación de suelo sobre los 9.301/04 puntos. Si falla el giro alcista será complicado que resista el soporte clave del estricto corto plazo de los 9.269 puntos.

SEGUNDA FORMACIÓN. La contundente respuesta bajista de ayer lunes habilita un segundo Doble techo de menor rango tras el primero dejado en los altos. Si se confirma cediendo los 3.230 puntos, pocas dudas quedarán de ver como los osos culminarán la proyección mínima de ambas formaciones hacia los 3.185 puntos. ampliar foto
SEGUNDA FORMACIÓN. La contundente respuesta bajista de ayer lunes habilita un segundo Doble techo de menor rango tras el primero dejado en los altos. Si se confirma cediendo los 3.230 puntos, pocas dudas quedarán de ver como los osos culminarán la proyección mínima de ambas formaciones hacia los 3.185 puntos.

La peor parte del ataque bajista se la volvió a llevar el derrotado Mibtel. Recibió un devastador zarpazo tras reconquistar por la mínima el soporte clave de los 19.092/62 puntos el pasado cierre semanal. Los osos se volvieron a emplear a fondo con las Legiones que se vieron nuevamente desbordadas. Detuvieron en seco su ofensiva con descenso del -2,21% hasta los 18.693 puntos. El selectivo italiano trazó una desoladora Envolvente roja en formato Marubozu que ratifica el potencial de los osos tras el Doble techo dejado en los 19.810/784 puntos. Terminó sobre la parte superior del hueco al alza dejado el pasado miércoles entre los 18.650/590 puntos. Si acaba siendo cerrado, completará la proyección mínima de la citada formación de techo hacia los 18.380 puntos.

Se complica la situación en el firme Dax. Los bajistas detectaron la falta de empuje de los blindados en la postrera ofensiva alcista en Europa y lograron cerrar el amplio hueco al alza dejado el pasado miércoles entre los 11.622/535 puntos. Esto les abre la puerta para anular la pauta de ataque dejada ligeramente por encima del soporte clave del estricto corto plazo de los 11.404/14 puntos. Si los osos logran abatir al germano, se acabaron las opciones alcistas de impedir una corrección de cierta relevancia. Quizás más profunda de lo que algunos pensamos. El Dax cerró con descenso del -1,22% hasta los 11.509 puntos, trazando rotunda Envolvente roja con sombra superior.

El Eurostoxx no pudo mantener el soporte clave del estricto corto plazo sobre los 3.256 puntos tras la débil reconquista del pasado viernes. El Doble techo dejado sobre los 3.334 puntos pasó factura y dio alas a los bajistas para intentar dejar otra pauta de techo de menor rango entre los 3.282/30 puntos. Por si fuera poco una... Si caen los últimos mínimos y se cierra el hueco al alza dejado el miércoles en los 3.230 puntos, pocas dudas quedarán del potencial de los osos para finalizar la proyección mínima del primer Doble techo que le sitúa sobre los 3.185 puntos. El selectivo europeo cerró con descenso del -1,06% hasta los 3.238 puntos. Trazó como el resto sólida Envolvente roja con mínima sombra superior.

LA ESPERANZA DEL FOOTSIE. Sorprendió ayer la firmeza del selectivo británico tras el nuevo zarpazo asestado en Europa. Los alcistas evitaron alejarse de la resistencia inmediata de los 7.205 puntos, impidiendo a sus adversarios acercarse a los máximos históricos previos sobre los 7.12229 puntos. ampliar foto
LA ESPERANZA DEL FOOTSIE. Sorprendió ayer la firmeza del selectivo británico tras el nuevo zarpazo asestado en Europa. Los alcistas evitaron alejarse de la resistencia inmediata de los 7.205 puntos, impidiendo a sus adversarios acercarse a los máximos históricos previos sobre los 7.122/29 puntos.

Tampoco en el Cac los alcistas tuvieron coraje para conservar el soporte clave del estricto corto plazo sobre los 4.812 puntos, tras reconquistarlo a cierre semanal. La ofensiva de los toros cubrió por completo el hueco a la baja dejado entre los 4.339/30 puntos el viernes y ahí se acabó la energía. Ayer se frenaron tras alcanzarlo nuevamente. El certero zarpazo posterior terminó con el selectivo francés en los 4.778 puntos y descenso del -0.98%. Trazó de igual modo Envolvente bajista con mínimas sombras en ambos extremos. Si cae el amplio hueco al alza dejado el miércoles sobre los 4.748 puntos ya sabemos lo que hay. Corrección mínima hacia el hueco al alza dejado entre los 4.658/31 puntos.

El Footsie no se dejó intimidar por el zarpazo asestado en el resto de Europa. Volvió a sorprendernos con una inesperada firmeza sin alejarse de la resistencia inmediata de los 7.205 puntos. Habrá que ver si en próximas sesiones el británico logra sujetar el asalto de los toros y se mantiene alejado de los máximos históricos previos sobre los 7.122/29 puntos. Por encima de los 7.205 puntos confirmaría pauta de giro y una posible vuelta a los 7.329/54 puntos, dejando en entredicho la Estrella fugaz dejada en los últimos máximos. De producirse esta divergencia algo no encajaría en la rebelión bajista. Cerró con limitado descenso del -0,22% hasta los 7.172 puntos, trazando pequeña vela roja con sombras en ambos extremos, más pronunciada la superior.

Tranquila jornada de consolidación en Wall Street. Apenas hubo movimientos tras alcanzar los altos históricos en los tres selectivos el pasado cierre semanal, saliendo por segunda vez del amplio Lateral desarrollado desde mediados de diciembre. Los alcistas no se atrevieron a cruzar la última frontera, si bien sus adversarios tampoco dieron muestras de estar en condiciones de iniciar un contraataque para impedirlo. Será clave mantener el hueco al alza dejado el viernes para confiar en la continuidad de la subida libre absoluta. El Dow Jones cerró la primera sesión de la semana plano, con inapreciable descenso del -0,09% hasta los 20.052 puntos. Trazó pequeña Peonza verde en los altos. Por su parte, el S&P 500 se dejó un -0,21% hasta los 2.292 puntos tras detenerse sobre la parte superior del citado hueco. Trazó también Peonza de exiguo cuerpo real rojo y sombras en ambos extremos. Más de lo mismo en el Nasdaq Composite. Acabó plano con mínimo descenso del -0,06% hasta los 5.663 puntos y trazando de igual modo Peonza verde.

Normas
Entra en EL PAÍS