Spain Investors Day
Álvaro Nadal en el Spain Investors Day.
Álvaro Nadal en el Spain Investors Day.

Nadal llama a invertir en el nuevo modelo económico español

El ministro pide a los inversores internacionales que apuesten por el capital humano y la tecnología

Punto y final a la séptima edición del Spain Investors Day. El primero tras la formación de Gobierno después de casi un año de parálisis política. Por ello, el discurso de Álvaro Nadal, ministro de Energía, Turismo y Agenda Digital, giró en torno a la búsqueda de la confianza inversora en el nuevo marco político y económico del país.

“España está en el buen camino del crecimiento”, aseguró el ministro, responsable de cerrar la agenda institucional del evento. El ministro de Economía e Industria, Luis de Guindos, el de Exteriores, Alfonso Dastis, y el Rey Felipe VI fueron las otras voces institucionales en estas jornadas que han transcurrido en Madrid el martes y miércoles.

Así, los representantes del Gobierno han aprovechado el encuentro para mostrar a los inversores internacionales las reformas de los últimos años y la tendencia de la economía, especialmente con el crecimiento del PIB y la reducción del paro. Si bien, el que fuera director de la oficina económica de Moncloa, reconoció que el nivel de paro “sigue siendo alto”.

Nadal remarcó en su discurso la importancia de las exportaciones, como un motor de crecimiento de la economía española, que en los últimos años han pasado de representar el 25% del PIB al 33%. El ministro destacó la mejora de la productividad como clave para convertir a España en un país exportador. En esta línea llamó a mantener las políticas económicas implementadas ya en la pasada legislatura “para seguir siendo competitivos”.

El ministro señaló ante los inversores internacionales a aquellos sectores de la industria española que tienen más fuerza exportadora. Así, Nadal apuntó a la del automóvil, siendo España el décimo productor mundial, y en especial a las empresas de componentes. Pero también alabó la fuerza de las empresas que en España trabajan en la transformación de productos procedentes del petróleo y la química. Y, por último, Nadal reconoció la evolución del comercio exterior de las empresas de alimentación.

De esta forma, el responsable de Turismo del Gobierno señaló ante los 150 inversores internacionales que se dieron cita en el Spain Investors Day que la economía española tiene oportunidades de inversión más allá de la industria turística.

Asimismo, valoró el cambio de modelo sufrido por la economía española, pasando de vivir en el pasado de la deuda a hacerlo actualmente “de lo que producimos y exportamos”. “Hemos creado una base sólida para la economía dejando atrás una crisis atroz”, aseguró.

Pero para mantener la tendencia de crecimiento de la economía española, el ministro llamó a invertir en el capital humano, con el mejor desarrollo del talento de los trabajadores españoles, mejorando la eficiencia y la capacidad de generar competitividad para las empresas. También apuntó a la necesidad de que las compañías que operen en España apuesten de forma decidida por la “revolución tecnológica”. “Hay que obtener beneficio de estos cambios”, apuntó el ministro.

Nadal advirtió además de los riegos para la economía y para las empresas si no se suman a dicha revolución tecnológica. “Si no caminamos hacia ella perderemos competitividad”. “Ahora es tiempo de pensar en el futuro”, añadió el ministro. En el almuerzo con los inversores señaló que invertir tanto en tecnología como en capital humano creará una tendencia “muy positiva” para la economía que se traducirá en mejora de la eficiencia, de los resultados de las empresas y de los salarios de los trabajadores.

Por último, el ministro también se refirió a otra revolución, la energética, hacia la que se tiene que dirigir la inversión. Sin embargo, Nadal no especificó la política del Gobierno en cuanto a renovables ante las preguntas de algunos inversores. El ministro sí apuntó que se ha producido un gran cambio en el sector en los últimos años, que se ha traducido en una mejora de la rentabilidad de este modelo de generación de energía.

El ministro aseguró que España “tiene avanzados” los objetivos 2020 en el campo de las renovables. Nadal llamó a la importancia de que la estrategia energética hacia las energías limpias se produzca de una manera “sostenible” y siempre y cuando “el coste para el sistema sea muy bajo”.

Nadal se refirió antes del encuentro con inversores a los altos precios de la energía en España, que está marcando máximos de los últimos cuatro años, siendo un 34% superiores que en el arranque del año pasado. “Se ha producido por cuestiones climatológicas y la dependencia del petróleo y se está produciendo en toda Europa, salvo en Alemania, que está importando carbón, lo que es más barato pero también más contaminante”, aseguró el ministro de Energía.

Normas
Entra en EL PAÍS